Inicio Actualidad Receta de Sándwich de patata con jamón y queso

Receta de Sándwich de patata con jamón y queso

Este sándwich de patata con jamón y queso es una novedosa manera de comer el típico sándwich de todos los días. Solo que, en esta ocasión, se trata de una comida completa y sabrosa que va a encantar a todo el mundo, sobre todo a los más pequeños de la casa. Para los fanáticos del sándwich y de la tortilla de patatas este plato es una fiesta, pues reúne ambas elaboraciones en un solo bocado. Resulta perfecto para una cena rápida, o para llevar de excursión o al trabajo. Junto a una buena ensalada, ya se tiene el menú listo.

Las únicas indicaciones para que el sándwich quede bien son: cortar las láminas de patatas finitas y colocar el jamón y queso de manera que no sobresalgan de los bordes. Si no se tiene cuidado, al cocinar el sándwich el queso se quema, arruinando el sabor. Se pueden hacer fritos o al horno; en el caso de hornearlos, el queso tiene que ser tipo mozarella. Por otro lado, la receta es sumamente fácil; incluso para quienes recién empiezan en el fascinante mundo de la cocina.

Ingredientes:

  • Medio kilo de patatas grandes
  • 100 gr de jamón de York
  • 100 gr de queso en lonchas
  • Harina para rebozar
  • Pan rallado
  • 2 huevos
  • Sal y pimienta al gusto
  • Aceite para freír

Preparación del sandwich de patata y queso:

  1. Lavar y cepillar las patatas.
  2. Colocarlas sin pelar en una olla cubiertas de agua con sal.
  3. Llevar a hervor durante 20 minutos.
  4. Escurrir y enfriar bajo el grifo.
  5. Retirar la piel y cortarlas en láminas finas.
  6. Colocar sobre una lámina de patata una loncha de jamón y otra de queso, cuidando que no sobresalgan de los bordes.
  7. Poner otra lámina de patata encima, presionando para que el sándwich quede compacto.
  8. Disponer en un plato los huevos batidos. Salpimentar al gusto.
  9. En otro plato disponer la harina y en otro el pan rallado.
  10. Pasar cada sándwich primero por harina, luego por huevo y finalmente por pan rallado.
  11. Freír en abundante aceite caliente.
  12. Escurrir sobre papel de cocina.
  13. Servir con una ensalada verde y aderezos a gusto.
  14. Los sándwiches de patata con jamón y queso quedan muy ricos con kétchup picante.

Prepara este exquisito e ingenioso sándwich de patata con jamón y queso para tu familia. Si sobran los puedes guardar en un recipiente hermético para que tus niños lo lleven al colegio como tentempié. ¿Te animas?