Inicio Actualidad ‘Sábado Deluxe’: Aurah Ruiz realiza la confesión más dura de su vida

‘Sábado Deluxe’: Aurah Ruiz realiza la confesión más dura de su vida

Conocimos a Aurah Ruiz por su participación en ‘Mujeres y Hombres y Viceversa’, donde, por cierto, pudo llevarse al tronista al que pretendía, Ángel Vico. Tuvieron una relación duradera, pero se acabó el amor y pronto la canaria encontró otro chico.

Ese chico pertenecía, nada más ni nada menos que al Real Madrid C. F, donde el futbolista Jesé Rodríguez estaba fichado por ese tiempo. Empezaron una relación y fruto de esta nació Nyan, el primer hijo de Aurah. Tras su nacimiento, la pareja decidió separar sus caminos y comenzaron una batalla que todavía no ha concluido.

El enfrentamiento comenzó debido a que Nyan padece una enfermedad de la que, según la canaria, su padre no ha querido hacerse cargo.
Para costear el tratamiento, la ex viceversa entró a concursar recientemente en ‘GH VIP’, donde casi llega hasta el final.

Este sábado, Aurah Ruiz ha reaparecido en ‘Sálvame Deluxe’ para realizar su entrevista más dura y personal. Sobre la enfermedad de su hijo, de un año y medio ha detallado que es “lo contario de la diabetes y que afecta a 1 de cada 50.000 niños”.

Es por eso que tiene que tener unos sensores permanentemente conectados para controlar la cantidad de azúcar que tiene en sangre, y si estos niveles no se mantienen constantes, podrían provocar la muerte del pequeño. Además de la enfermedad tan peligrosa que sufre, es muy costosa de mantener y es por eso que Aurah reclama la atención de Jesé, quien según ella misma ha contado, no ha vuelto a ver a su hijo desde que ella saliera del reality.

La canaria vive con su hijo en la casa de su madre, en unas condiciones que “no son las de un niño normal”. Aurah dice que vive “sin apenas comer ni dormir” porque tiene que estar vigilando a su hijo 24 horas al día para mantenerlo fuera de peligro.

A pesar de que el juez sentenció una cantidad de 4.000 euros, que Jesé debe dar a su ex pareja cada mes, esta asegura que no es suficiente y que sobrepasa esa cantidad por los gastos que suponen los delicados cuidados de Nyan, sobretodo por los sensores.

Pero lo que más nos sorprendió fue cuando Aurah confesó conmocionada; “Jesé quiso quiso quitar los sensores a nuestro hijo”. Durante toda la entrevista, vimos a la canaria muy emocionada y se mostró muy cansada por todo lo que le ha tocado vivir junto a su pequeño.