Inicio Actualidad Sánchez conocía el caso Koldo cuando destituyó a Ábalos en 2021: Hacienda...

Sánchez conocía el caso Koldo cuando destituyó a Ábalos en 2021: Hacienda ya investigaba los movimientos de dinero

«Tolerancia cero» con la corrupción, dice el PSOE ahora. Pero lo cierto es que la trama de Koldo era conocida por el Gobierno desde hace tiempo. En concreto desde que la investigación de Hacienda dio comienzo y, de hecho, desembocó en la investigación penal. Y es que por aquel 2021 Hacienda y la ONIF ya investigaban movimientos de dinero relacionados con la trama.

El sumario relata hechos que desvelan que más que probablemente, la primera destitución de José Luis Ábalos —cuando Pedro Sánchez le quitó el Ministerio y el cargo orgánico de secretario de organización del PSOE— fue ya por el conocimiento de este caso Delorme. Es más, Sánchez decidido que siguiera como diputado y se presentará como tal a las elecciones del 23-J. Es decir, que podría haber decidido mantener a Ábalos como diputado y aforado, precisamente, por la gravedad del caso.

Incremento patrimonial sospechoso

El sumario relata que en el «periodo 2020-2022 el incremento patrimonial de Koldo García Izaguirre y de su familia (su pareja Patricia Úriz Uriarte y su hija menor de edad) no se corresponde con los ingresos procedentes de sus actividades oficiales, así se desprende del análisis de los movimientos de las cuentas bancarias, del análisis de la información laboral y tributaria obtenida de los requerimientos efectuados por la Fiscalía a la TGSS y a la AEAT».

Y es que ya por aquellas fechas hubo control fiscal por parte de Hacienda. «En el citado periodo han pasado a ser titulares de bienes muebles e inmuebles, cuyo valor podría alcanzar la cifra 1’5 millones de euros. Estas adquisiciones se producen apenas cinco meses más tarde de que tuvieran lugar las adjudicaciones públicas a Soluciones de Gestión», explica la Guardia Civil.

«En este periodo destaca el aumento de ingresos en efectivo en general y llama la atención que disminuyan las disposiciones de dinero en efectivo lo que denota la posible existencia de otra fuente financiera de origen desconocido«, añade la investigación.

«También se observa un incremento sustancial de sus aportaciones a hipotecas y préstamos a partir de diciembre de 2020, aportaciones ligadas a la adquisición de inmuebles en la localidad de Benidorm. Uno de estos inmuebles se adquiere a nombre de su hija menor por un importe de 115.000 euros sin constituir hipoteca, 11.500 euros se abonan en metálico y no se encuentra disposición en efectivo que lo justifique, y el resto con cuatro cheques a favor de los vendedores haciendo uso para ello de los fondos de una cuenta bancaria a nombre de la hija menor donde se habían ingresado dos días antes de la compraventa, mediante nueve traspasos, hasta elevar el saldo de la misma a 110.023’35 euros (dos supuestos préstamos, uno de ellos a través de Joseba García Izaguirre —hermano de Koldo—; traspasos ordenados desde cuentas de Joseba García; fondos aportados por Koldo y Patricia entre los que se encuentra una donación de 90.000 euros en efectivo y de la que no se ha encontrado movimiento bancario alguno)», sigue detallando la investigación.

El hermano de Koldo, Joseba García

Es más, las investigación relatan como «Joseba García Izaguirre ha estado vinculado a organismos dependientes del MITMA desde el año 2019, en concreto, ha sido contratado por organismos dependientes del MITMA (INECO y EMFESA, sociedades mercantiles estatales), aspecto que no puede desvincularse de la posición que su hermano Koldo ha tenido en el Ministerio y que le ha llevado a tener relaciones con diferentes cargos públicos».

Y las actuaciones previas de Hacienda quedan claras porque son los propios investigados los que lo relatan en las conversaciones interceptadas: hablan de actuaciones de la AEAT y de la ONIF, la unidad de élite de Hacienda. De hecho, una de las conversaciones de los empresarios con Koldo se centró en una investigación previa abierta por la ONIF.

Víctor Gonzalo de Aldama

La investigación del caso Delorme ha dejado constancia de una gestión de la trama de Koldo que versó sobre la «inspección que Víctor Gonzalo de Aldama Delgado tiene abierta en la ONIF por las plusvalías obtenidas por medio de las empresas MTM 180 Capital SL y Deluxe Fortune SL por intermediar en la adjudicación de los contratos denunciados ante la Fiscalía Anticorrupción».

La ONIF es la unidad de élite de Hacienda, se trata de la Oficina Nacional de Investigación del Fraude, dependiente del Ministerio de Hacienda y Función Pública y englobada en el Departamento de la AEAT de Inspección Financiera y Tributaria. Es decir, bajo responsabilidad final de la vicepresidenta María Jesús Montero.