Inicio Actualidad Sánchez se ha reunido con representantes de Corea del Norte para reactivar...

Sánchez se ha reunido con representantes de Corea del Norte para reactivar la actividad comercial

El Gobierno de Pedro Sánchez ha estrechado lazos con Corea del Norte, país con el que pretende reforzar su actividad comercial una vez Estados Unidos levante su veto sobre el país asiático; para lo que es necesaria una desnuclearización que no parece que, a corto plazo, se vaya a producir.

Las sanciones de Estados Unidos sobre Corea del Norte impiden al país asiático llevar una actividad comercial normal, donde China, uno de sus principales e históricos socios, ha visto también coartados sus negocios con la nación que preside Kim Jong-un. Sin embargo, Pedro Sánchez quiere ir mejorando unas relaciones muy deterioradas, toda vez que, según fuentes conocedoras, existe cierto interés entre los empresarios españoles en la actividad comercial con Corea del Norte.

El delegado de Corea del Norte en España, Alejandro Cao de Benós, ha explicado a OKDIARIO que “hay interés en varios sectores industriales, pero las sanciones no permiten la mayoría de comercio regular”, algo que “cambiará radicalmente” si “Trump da algún paso”. “Hay mucho interés por parte de empresarios españoles, tanto para importar como para exportar”, continúa el diplomático norcoreano, que da charlas en círculos empresariales, que le trasladan interés, pero también “miedo a incumplir sanciones”. “Muchas empresas están preparadas y esperando una mejora del clima”, continúa.

Cao de Benós: “Hay mucho interés por parte de empresarios españoles, tanto para importar como para exportar”

En las conversaciones con el Ejecutivo de Pedro Sánchez, Corea del Norte ha intentado que España deje traer un embajador del país asiático, sin embargo, “esperan el beneplácito de Estados Unidos”, explica Cao de Benós, que recuerda que las reuniones se han producido entre el Ministerio de Exteriores español y So Yun Sok, único diplomático que queda en la embajada.

Las sanciones actuales afectan a bebidas alcohólicas o café, productos que se importaron de Corea del Norte en el pasado. El secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, anunció en mayo que el Gobierno de su país “está dispuesto” a ayudar económicamente a Corea del Norte si se deshace de sus armas nucleares y emprende el camino a la desnuclearización “completa, verificable e irreversible”.

“Si Corea del Norte toma acciones importantes para una rápida desnuclearización, Estados Unidos está preparado para trabajar con Corea del Norte para alcanzar la prosperidad al nivel de nuestros amigos surcoreanos”, explicó Pompeo.

Washington pretende seguir con la presión intensa a la que tiene sometido a Corea del Norte a través de unas sanciones que han aislado por completo al país asiático.