Tal como éramos en 1964

4

Comienza este año con grandes acontecimientos para la radio… Este 1964 se suprime la obligatoriedad de pagar un impuesto por poseer un aparato de radio. Un canon que perdura aún en países como Gran Bretaña donde se paga por la tenencia de una televisión. Una manera de costear este servicio.

Una figura mítica de esta casa, y también muy popular gracias a la televisión inicia su singladura radiofónica en Radio Madrid. Se trata de Joaquín Prat. Una época en la que se popularizan los programas para “descubrir nuevas estrellas de la canción”. Triunfa “Radioscope” con Salvador Escamilla a la cabeza.

Pero no solo de radio vivía aquel españolito… La televisión se iba haciendo un hueco poco a poco. Series míticas como “Los intocables”, “El Virginiano” o “Doctor Kildare” consiguen hacerse un hueco en la programación y en el corazon de los televidentes. Todo ello en un año en el que la televisón poublica inaguraba los Estudios de Prado del Rey de Televisión Española, todavía hoy en uso. Y si en la radio triunfaba “Radioscope” en la tele lo hacen las “Galas del Sábado”. Aquí en vez de cantantes noveles se pueden ver las grandes estrellas del momento.

Los TNT a Eurovisión

Los TNT eran escogidos este año para participar en el festival de la canción, pero su música no fue la única en sonar aquel año…

En 1964 los Sirex popularizaron aquel “Si yo tuvera una escoba” mientras que Conchita Velasco, que esta misma semana seguía dano guerra en la serie herederos cantaba la “Chica Ye-Yé”.

Mientras tanto los Beatles estrenaban una de sus “psicodélicas” películas, “¡Qué noche la de aquel día” .

Los “25 años de paz” de Franco

El régimen de Franco cumplía 25 años, algo que Francisco Franco decidió celebrar por todo lo alto. Precisamente coincidiendo con este aniversario se estrenaba la película de Sáez de Heredia “Franco, ese hombre”.

Fuera de nuestras fronteras se estrenaba la película el oeste de “Por un puñado de dolares”. Un director, Leone, que años más tarde rodaría numerosas películas en Almería aprovechando sus decorados naturales. Este 1964 una de las voces (gracias a su grito) más conocidas se apagaba. Johnny Weismuller, el Tarzán más querido moría este año.

“A los toros la minifalda…”

A España iban llegando poco a poco otros aires… unos aires que ejemplificaba perfectamente la minifalda. Algo osado para aquellos años y que se ha convertido en un complemento imprescindible para todas las mujeres. ¿Cómo se vestían entonces?

Esa España que además conseguía hacerse sus primeros titulares en el deporte. Antes de Induraín otro ciclista conseguí ganar el Tour de Francia… Francisco Bahamontes-

Entre tanto el querido Alfredo Di Stéfano fichaba por el Español mientras que se celebraban los Juegos Olímpicos de Tokyo, unas olimpiadas que por primera vez fueron seguidas mayoritariamente por la televisión.