Utilizan a niños para llenar de cruces amarillas por los presos golpistas una playa de Gerona

12

Otro caso de adoctrinamiento de menores por parte del independentismo catalán: la utilización de niños para clavar decenas de cruces amarillas en la playa de Port de la Selva (Gerona) en apoyo a los golpistas encarcelados durante la pasada Semana Santa.

En el vídeo se puede observar a varios padres colocando cruces en una playa con la ayuda de sus hijos. “Justicia”, “democracia” y “libertad” son algunas de las consignas que se escribieron en estas cruces amarillas. Los independentistas simularon un cementerio para representar “la muerte de estos conceptos” en el Estado español.

Otra consigna que se utilizó fue la de “refugiados” en alusión a aquellas personas que huyeron del régimen franquista. Una gran estalada se colocó también para que ondeara en la playa.

La acción fue impulsada por los autodenominados ‘comités de defensa de la república’ (CDR) durante la pasada Semana Santa. Se plantaron miles de cruces en las playas de Port de la Selva, Cadaqués (Gerona) y Argelers (Francia) para pedir la puesta en libertad de los políticos encarcelados y arremeter contra la actuación del Estado de Derecho.

“La democracia en el Estado español está muerta y se están vulnerando todos los derechos”, manifestó un representante de los CDR a TV3, la cadena pública catalana no esconde su imparcialidad al ponerse del lado del separatismo catalán.

Esta iniciativa tuvo lugar días después de que el juez del Tribunal Supremo, Pablo Llarena, decretara prisión sin fianza para varios dirigentes separatistas: los exconsellers Jordi Turull, Josep Rull, Raül Romeva, Dolors Bassa y la expresidenta del Parlament Catalán, Carme Forcadell.

El juez del Supremo ordenó también activar la euroorden de detención internacional contra el ex presidente Carles Puigdemont y del resto de ex consejeros fugados en Bélgica y Escocia: Antonio Comín, Lluís Puig, Meritxell Serret y Clara Ponsatí. Puigdemont ya fue detenido la semana pasada en Alemania.