Youtube: La enternecedora escena entre un león y un bebé león

El Rey León es una de las películas de Disney que más ha enternecido a los niños del mundo entero. La escena de Rafiki levantando a Simba para que observe la sabana bajo el atardecer será recordada por la retina varias generaciones. Por eso al ver este nuevo vídeo viral es inevitable acordarse de ella. Porque a veces la realidad supera a la ficción, o, al menos, te hace pensar que así sea.

Esta escena desarrollada en el zoo de Atlanta sucedió el pasado año. No obstante, es ahora cuando se ha convertido en tendencia en Estados Unidos superando el millón de visualizaciones y los casi 300 comentarios. ¿La razón? El disfraz de un niño y la reacción de un león que ha enternecido a todos los espectadores.

Así fue la reacción del león al ver al bebé disfrazado

Aryeh –‘León’ en hebreo, tal como afirma su abuela en la descripción del vídeo’, es el niño de escasos once meses que protagoniza la secuencia. Su madre le compró un disfraz de león y, dado que hacía un día bastante frío, no dudaron en ponérselo para acudir al zoo.

Cuando llegaron a la zona donde se encontraban estos mamíferos, esta mujer decidió pararse a fotografiar a su nieto con los leones de verdad de fondo. “Será una bonita instantánea para recordar”, debió pensar. Lo que no se esperaba es que “inmediatamente”, señala, éstos se interesasen por el bebé y “se acercasen hasta el cristal” para comprobar quién era ese ser que no estaba dentro de los cristales de la instalación.

El bebé interactuó con el león durante unos minutos

“Aryeh estaba completamente imperturbable e interactuó con los leones durante unos pocos minutos”, comenta ésta sorprendida de la reacción del pequeño. “Fue increíble”, añade ésta, calificando el momento como “un gran recuerdo de nuestra primera salida familiar”.

Así finaliza la historia de este vídeo en el que una vez más puede verse la sintonía entre animales y humanos, especialmente niños y/o bebés. Tal vez faltase que el mamífero cogiese en brazos al pequeño, no obstante, eso quedará para la imaginación del lector. O, en su defecto, para la ficción de Disney.

Loading...