Inicio Argentina En Paraguay afirman que el piloto iraní está vinculado al terrorismo

En Paraguay afirman que el piloto iraní está vinculado al terrorismo

En Paraguay afirman que el piloto iraní está vinculado al terrorismo

Sigue la polémica por el avión venezolano con tripulación iraní detenido en Ezeiza / Web

El gobierno del Paraguay aseguró que tiene probado el vínculo entre el piloto del avión detenido en Ezeiza con el grupo paramilitar de la Guardia Revolucionaria de Irán. Así lo afirmó el ministro de Inteligencia de ese país, Esteban Aquino.

Para el gobierno paraguayo que encabeza Mario Abdo Benítez, el piloto Gholamreza Ghasemi aparece vinculado a Al-Quds. “Se trata de una persona vinculada a Al-Quds, sin ninguna duda. No es parecido, homónimo ni nada. Es preocupante”, dijo Aquino, el jefe del servicio de inteligencia paraguayo.

Pero para el gobierno argentino, se trata de una coincidencia de nombres fortuita. La versión del gobierno de Paraguay se contradice con los resultados preliminares de la investigación que divulgó esta semana el ministro de Seguridad, Aníbal Fernández, que indican que Ghasemi no está vinculado con el grupo iraní, sino que tiene el mismo nombre de un miembro de esa organización.

Paraguay aún no envió formalmente los antecedentes de Ghasemi. Pero el ministro del Interior del país vecino, Federico González, ratificó los dichos de su colega de Inteligencia en referencia a la evidencia sobre el piloto, descartando que se trate meramente de un homónimo. En tanto, el juez Federico Villena, que tiene a cargo el caso, ya mandó exhortos al exterior y espera esas respuestas para confirmar si existe un vínculo entre el tripulante y la fuerza iraní.

La Fuerza Quds, a la que el capitán iraní retenido en Buenos Aires estaría vinculado, es el cuerpo responsable de las operaciones en suelo extranjero de los Guardianes de la Revolución iraní, señalados como grupo terrorista por EE UU e Israel.

Ghasemi es el piloto de Boeing 747 que está incautado en Ezeiza. Al igual que los otros 18 miembros de la tripulación, el ciudadano iraní tiene prohibido salir del país.

La Dirección de Migraciones afirma que el piloto “es quien dice ser”, esto es, un tripulante aéreo que no está vinculado con organizaciones sospechadas de terrorismo, sino que se trata del homónimo de la persona que trabajó en varias aerolíneas vinculadas a Quds.

Antes de la afirmación de Aquino respecto del piloto, Paraguay ya había advertido a los países de la región sobre las supuestas actividades irregulares del avión venezolano-iraní que permanece retenido en Ezeiza.

En tanto, la Justicia federal retiró la caja negra del avión para analizarla con la idea de escuchar los últimos diálogos dentro de la cabina. En forma paralela, solicitó información a agencias extranjeras para dilucidar qué tipo de sanción pesa sobre el Boeing 747 de la empresa venezolana Emtrasur, que está en la mira de Estados Unidos por su vínculo con una aerolínea iraní presuntamente relacionada con actividades terroristas.

A bordo de la aeronave retenida en Ezeiza llegaron al país 14 venezolanos (entre ellos un militar que habría participado de los goles de 1992 para liberar a Hugo Chávez) y cinco iraníes, algunos de los cuales tendrían vinculación con la Guardia Republicana Islámica y su brazo armado, las fuerzas Quds.

En ese marco, la embajada de Israel en Buenos Aires expresó su preocupación “por la actividad de las compañías aéreas iraníes Mahan Air y Qeshm Fars Air en América Latina, empresas que se dedican al tráfico de armamento y al traslado de personas y equipos que operan para la Fuerza Quds, las cuales están sancionadas por Estados Unidos por estar involucradas en actividades terroristas”. Y resalta que el Boeing 747 trasladaba a “un grupo de funcionarios iraníes, entre los que se encontraba un alto ejecutivo de la empresa aérea persa Qeshm Fars Air”.

Publicidad