Inicio Argentina Se caía de Maduro: crece el revuelo por su visita

Se caía de Maduro: crece el revuelo por su visita

Se caía de Maduro: crece el revuelo por su visita

Una protesta ayer en CABA contra la presencia de Maduro/web

En medio de la lluvia de críticas de la oposición, no solo al Gobierno sino también a entidades de Derechos Humanos, Patricia Bullrich, presidenta del partido PRO, adelantó que presentará un pedido ante la DEA, la agencia estadounidense antidrogas, para que detenga al presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, cuando arribe a Argentina en las próximas horas.

“Hay un pedido de captura a Maduro por la participación en el ´Cártel de los Soles´”, dijo ayer Bullrich en declaraciones radiales, lo que según indicó podría llevar a la detención del presidente venezolano por las denuncias que tiene en EE UU por narcotráfico.

Hasta el momento, el líder chavista no ha confirmado su presencia en la VII Cumbre de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac), que tendrá lugar mañana y en la que el mandatario argentino, Alberto Fernández, será anfitrión, ya que su país tiene la presidencia pro tempore del foro.

Bullrich, quien fuera ministra de Seguridad durante el mandato de Mauricio Macri, basará su denuncia en un acuerdo bilateral firmado entre Argentina y Estados Unidos en 1998, según indicó. “Si un argentino denuncia que una persona buscada en EE UU está aquí, las oficinas de la DEA en Argentina pueden operar en relación a la detención de la persona que tiene pedido de captura para ser extraditada”, afirmó, ya que recordó que Maduro “está buscado por participación y ser uno de los jefes del ´Cártel de los Soles´”.

Según una investigación hecha en EE.UU., el “Cártel de los Soles” debe su nombre a las insignias que llevan en los uniformes los militares venezolanos de alto rango, implicados en actividades criminales, entre las que se destaca el narcotráfico.

“Hemos puesto el eje en la detención de Maduro”, señaló Bullrich, quien integra la principal coalición opositora, Juntos por el Cambio y ya había solicitado al detención “de manera inmediata” del venezolano el jueves pasado.

“Si Nicolás Maduro viene a la Argentina, debe ser detenido de manera inmediata por haber cometido crímenes de lesa humanidad. Tal como ocurrió con Pinochet en Londres, en 1998. La Justicia debe actuar en resguardo de la vigencia universal de los derechos humanos”, había expresado en Twitter.

Más denuncias

Esta denuncia se suma al que hizo el miércoles pasado el Foro Argentino para la Democracia en la Región (FADER) ante la Justicia argentina a Maduro y a sus homólogos en Nicaragua, Daniel Ortega, y Cuba, Miguel Díaz-Canel, para que sean investigados por los “crímenes de lesa humanidad”.

Y se agrega al pedido para que Maduro sea llamado a indagatoria por la Justicia argentina que hizo el viernes último un abogado en representación de dos “víctimas de crímenes de lesa humanidad perpetrados por el Gobierno de Nicolás Maduro” en Venezuela.

Los denunciantes fundan su querella en informes de organismos internacionales de Derechos Humanos que señalan “persecución política a organizaciones civiles y personas físicas” por parte de los mandatarios.

La Justicia aún no ha dado curso al pedido.

Mientras, el expresidente Mauricio Macri dijo ayer que la mayoría de los argentinos siente “vergüenza” porque Argentina recibirá a “los dictadores Nicolás Maduro, de Venezuela, y Miguel Díaz-Canel, de Cuba” en los próximos días.

“La inmensa mayoría de los argentinos sentimos vergüenza de que nuestro país se asocie con otros donde hay persecución, tortura, narcoterrorismo, presos políticos y elecciones fraudulentas que se burlan de la democracia”, dijo Macri, en un mensaje en su cuenta de Facebook.

El mensaje del expresidente se suma a las manifestaciones de repudio de otros dirigentes de la oposición, que solicitaron declarar “persona no grata” a esos mandatarios e incluso pidieron la detención de Maduro, porque se espera su visita a la VII Cumbre de Jefas y Jefes de Estado y de Gobierno de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac), que se celebra este martes.

“La bienvenida a estos dictadores no la organizamos nosotros los argentinos, sino un Gobierno que languidece en su mediocridad, uno que pronto se llevará el desgraciado honor de haber sido el peor Gobierno de la historia de la democracia de nuestro país”, quiso aclarar Macri en su mensaje.

“Se han convertido en un sector de reivindicación de derechos humanos faccioso”

El exmandatario acusó al Gobierno de Alberto Fernández de intentar “ahora alterar el funcionamiento de la República atacando a la Corte Suprema, mientras defiende sin pudor a gobiernos autoritarios en los foros internacionales”, luego de haber abusado de su poder durante la pandemia de Covid-19.

Mientras, desde la oposición también cuestionaron a entidades de los Derechos Humanos. Uno de ellos fue Miguel Ángel Pichetto: “No me sorprende para nada, son parte del problema y de la falta de debate. Se han convertido en un sector de reivindicación de derechos humanos faccioso. Lo que importa es siempre mirar hacia atrás, hacia los ‘70, sin proyectar para nada el futuro de la Argentina, con los Derechos Humanos en su conjunto”, opinó el auditor general y referente de Juntos por el Cambio.

Publicidad