Inicio Cataluña Junqueras admite que Vidal hizo “daño” al Govern pero niega irregularidades

Junqueras admite que Vidal hizo “daño” al Govern pero niega irregularidades

Oriol Junqueras

El vicepresidente del Govern y conseller de Economía, Oriol Junqueras, ha admitido este miércoles que las polémicas declaraciones del dimitido senador de ERC Santi Vidal generaron “dudas que han hecho daño al Govern y a los profesionales de la agencia tributaria” catalana.

Lo ha dicho en una comparecencia en la Comisión de Asuntos Institucionales del Parlament donde, sin embargo, ha vuelto a negar las palabras del exsenador, asegurando de nuevo que la Generalitat no comete ilegalidades en la gestión de datos fiscales de los catalanes y que los profesionales de la agencia tributaria catalana trabajan con “absoluta profesionalidad”.

En sus polémicas conferencias, Vidal afirmaba que la Generalitat estaba obteniendo datos fiscales de los catalanes ilegalmente, entre otras cuestiones, unas palabras de las que se retractó después de que aparecieran en los medios de comunicación.

El vicepresidente catalán ha expuesto que la Generalitat gestiona “grandes censos” de datos fiscales –algunos facilitados por organismos estatales para poder gestionar impuestos transferidos–, pero ha defendido que lo hace siempre en virtud de la normativa vigente.

Junqueras ha explicado en sede parlamentaria que la Generalitat está construyendo un nuevo sistema informático que se llama ‘e-SPRIU’ “capaz de gestionar cualquier tipo de impuestos”, y ha argumentado que lo hace para modernizar el actual y ganar en eficiencia.

Sin alusiones a la independencia ni a la creación de una hacienda propia –en su primer turno de intervención–, Junqueras ha detallado que la Generalitat gestiona un conjunto de datos fiscales de los catalanes que ronda una dimensión de “20 terabytes”.

Junqueras ha repasado una amplia lista de los datos fiscales que gestionas la Generalitat para impuestos como del de transmisiones patrimoniales, sucesiones, sobre el juego y la tasa a los establecimientos turísticos, entre otros.

Ha explicado, por ejemplo, que la Dirección General del Catastro –del Estado– les facilita datos para gestionar el impuesto de transmisiones patrimoniales y que la Agencia Tributaria de España les transmite datos de defunciones para gestionar el de Sucesiones.

También ha expuesto que gestionan decenas de fuentes de información que cruzan entre ellas cuando consideran necesario y ha defendido: “Todas las administraciones tributarias lo hacen”.

AUDITORÍA EN MARCHA

Ha asegurado que todos los datos que gestiona la Generalitat son producto de un trabajo fiscal con “tres décadas” de trayectoria, y ha recordado que, para despejar dudas por el caso Vidal, ya ha pedido a la Autoridad Catalana de Protección de Datos una auditoría sobre los datos que gestiona a la Agència Tributaria de Catalunya (ATC).

Junqueras ha recordado, además, que la Generalitat está asumiendo nuevas figuras tributarias y ha recordado que, por ejemplo, a partir del 1 de julio empezará a gestionar a partir del sistema e-SPRIU el impuesto sobre las bebidas con exceso de azúcares.