Inicio Cataluña La metrópolis de Barcelona prevé construir 1.450 viviendas asequibles y de calidad

La metrópolis de Barcelona prevé construir 1.450 viviendas asequibles y de calidad

   Se suman a los 4.500 pisos que contempla crear a través del operador público-privado HMB

   BARCELONA, 20 Nov. (EUROPA PRESS) –

   El Área Metropolitana de Barcelona (AMB), a través del Instituto Metropolitano de Promoción de Suelo y Gestión Patrimonial (IMPSOL), prevé construir 1.450 viviendas asequibles y de calidad repartidas por toda la metrópolis para garantizar una vivienda digna a la ciudadanía.

   Es una de las estrategias que la administración metropolitana tiene en marcha para garantizar el derecho a la vivienda y que, además de la construcción de pisos, contempla la rehabilitación de viviendas a través del Consorci Metropolità de l’Habitatge y la investigación del mercado de la vivienda mediante el Observatori Metropolità de l’Habitatge de Barcelona (OMHB).

   Una de las actuaciones más destacadas es la construcción de 4.500 viviendas de alquiler asequible en régimen de protección indefinido en los próximos ocho años a través del operador público-privado Habitatge Metròpolis Barcelona (HMB), participado un 50% por el AMB y el Ayuntamiento de Barcelona (el 25% cada administración) y un 50% por las empresas privadas Cevasa y Neinor.

   Se desarrollará en cuatro fases y para la primera está prevista la construcción de 640 viviendas entre principios de 2022 y principios de 2024 (concretamente en La Marina del Prat Vermell, la Sagrera y las Casernes de Sant Andreu), Sant Boi de Llobregat (en Saló Central), Montgat (en Turó del Sastre) y Sant Adrià del Besòs (en la Catalana), que alojarán alrededor de 1.600 personas en total.

5.124 PISOS EN 30 AÑOS

   Desde 1992, el AMB a través del IMPSOL ha construido 5.124 viviendas en 102 promociones repartidas por todos los municipios de la metrópolis, en el último trimestre han entregado 200 viviendas protegidas (de venta y de alquiler) en tres promociones y actualmente está construyendo 537 viviendas en 10 promociones y prevé 250 pisos más en el próximo trimestre.

   La administración metropolitana se adapta a las necesidades y demandas de la ciudadanía tras la crisis de la Covid-19 y su modelo se basa en construir pisos sostenibles –que reduzcan la huella ecológica y minimicen las emisiones de CO2 y la demanda energética posterior–, con perspectiva de género y flexibles en los usos.

   En ese sentido, el coordinador técnico del IMPSOL, Josep María Borrell, ha incidido en que para ello es necesario un cambio de paradigma para adaptarse y ser capaz de imaginar lo que pasará al cabo de 100 años, que es el tiempo que prevén que un edificio esté construido.

   Este modelo sostenible, inclusivo y flexible también quieren aplicarlo en la rehabilitación de pisos que impulsa a través del Pla Metropolità de Rehabilitació d’Habitatges, pensado a diez años vista (de 2020 a 2030), con cinco programas concretos y que tiene como objetivo prioritario actuar en los edificios construidos del 1980.

5,4 MILLONES DEL ESTADO

   Por otro lado, el AMB suscribió un protocolo de colaboración con el Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana y la Generalitat para fomentar la construcción de vivienda de alquiler asequible o social, que se concreta en el impulso de la promoción de 1.206 viviendas por parte de la administración metropolitana a través del IMPSOL.

   En base a este protocolo, este 2021, el AMB ya ha recibido la notificación de la subvención de 5,4 millones de euros concretados en las 327 primeras viviendas, en ocho promociones, que se prevén finalizar antes del 2025.

   El vicepresidente ejecutivo del AMB, Antonio Balmón, ha destacado que «la contribución económica del Ministerio es un reconocimiento a la solvencia y experiencia del AMB en la promoción y gestión de vivienda protegida».

Publicidad