Inicio Colombia Alarma por covid: pesebreras en Pasto se volvieron pistas de baile

Alarma por covid: pesebreras en Pasto se volvieron pistas de baile

A niveles extremos llegó el incumplimiento de las normas de bioseguridad decretadas por la ocurrencia del covid-19 por la ciudadanía en Pasto,pues las autoridades han venido descubriendo pesebreras convertidas en verdaderas pistas de baile.

Pero no solo eso. También evidenciaron que los moteles ubicados en las afueras de la ciudad han estado atendiendo pero en horarios no permitidos.

Cuatro establecimientos nocturnos fueron cerrados temporalmente por vender bebidas artesanales que no cumplían con los estándares de calidad y eran nocivos para el consumo humano.

(Lea también: Piden investigar posibles muertes de civiles durante protestas en Cali)

Según el informe presentado por el comandante operativo de la Policía Metropolitana, mayor Víctor Bastidas, el comportamiento de los pastusos dejó mucho que desear durante las noches de los últimos fines de semana.

La mayor sorpresa que se llevaron los uniformados que cumplieron con los operativos de seguridad, fue cuando llegaron a las pesebreras localizadas en el sector de Torobajo, pero se percataron con gran asombro que fueron habilitadas como pistas de bailes, en las que disfrutaban casi un centenar de personas sin tener tapabocas y sin guardar el distanciamiento social. 

(Lea también: Autoridades no descartan que bandas estén detrás de vandalismo en Cali)

“En las denominadas pesebreras se efectúan actividades diferentes a las registradas en los documentos de la razón social”, fue su denuncia y añadió que en esos lugares “se comprobó la habilitación de pistas de bailes en espacios usados para alistar y atender equinos”, dijo el oficial.

«A la ausencia de caballos también verificaron la presencia de hombres y mujeres “incumpliendo los protocolos de bioseguridad que generan aglomeraciones y ponen en riesgo la vida y la salud”, añadió.

“También se comprobó que los moteles ubicados en la vía a Daza atendían fuera del horario permitido en el Decreto 163 del 19 de abril de 2021”, advirtió.

Fuera de lo anterior los policías que realizaron los operativos nocturnos en la capital de Nariño, cuando llegaron a los parques Infantil y Santiago comprobaron que en cuatro establecimientos se estaban produciendo y comercializando bebidas artesanales más conocidas como “hervidos”, pero sin cumplir con los estándares de calidad e higiene; además, no cumplían con las medidas dispuestas en tiempos de pandemia y no contaban con la documentación requerida para su normal funcionamiento.

(Le puede interesar: Paro nacional: indígenas de Cauca se unirán a protestas en Cal)i

Como si lo anterior fuera poco, la Policía Intervino una fiesta clandestina en el norte de la ciudad, por lo que sus propietarios recibieron la sanción correspondiente.

El secretario de Gobierno local, Carlos Bastidas, hizo un llamado a la comunidad a respetar a los funcionarios de la administración municipal y a los miembros de la Policía Metropolitana, cuando adelantan los operativos de control en los fines de semana.

La solicitud la hizo porque durante las distintas acciones que se cumplieron, fueron objeto de agresiones e insultos por parte de los infractores de las medidas vigentes por el coronavirus.

Desabastecimiento de vacunas

Mientras que el desorden social en Pasto fue puesto en conocimiento por las autoridades, también se informó sobre el desabastecimiento de vacunas, por lo que hubo necesidad de reprogramar los agendamientos asignados entre el 25 y 30 de abril, de las personas que recibirían la segunda dosis del esquema contra el covid-19.

El secretario de Salud, Javier Andrés Ruano, indicó que “una vez lleguen los biológicos de Sinovac a Pasto, las Instituciones Prestadoras de Salud, IPS, reanudarán el agendamiento únicamente para la vacuna Sinovac”.

PASTO