Destruyen refinerías ilegales y hallan sumergible en el Pacífico

23

Las Fuerzas Militares dieron duros golpes al narcotráfico y a la guerrilla en el Pacífico colombiano, uno en Nariño y el otro en el litoral chocoano.

En este último departamento, la Armada Nacional decomisó el que es quizás el primer sumergible eléctrico en ser armado en un río por grupos al margen de la ley.
En este caso, en la cuenca de los cauces San Juan y Baudó, en Chocó. En la acción hubo enfrentamientos con guerrilleros, al parecer, del Eln, según la Armada.

El sumergible fue construido en unos seis meses, con láminas en acero que usa la Naval y tiene propulsión eléctrica con más de cien baterías para encender dos motores, sin producir gases y así no permitir ser detectado por las autoridades. La fabricación pudo haber costado unos 4.500 millones de pesos.

La fabricación del sumergible,  por parte de grupo ilegales, pudo haber costado unos 4.500 millones de pesos.

La nave cuenta, además, con radares, una cámara de navegación y cuatro aletas estabilizadoras.

De acuerdo con la Armada, la mole iba a ser utilizada para traficar droga y en esta acción estarían involucrados bandas dedicadas al narcotráfico y el Eln. Se planeaba transportar más de cuatro toneladas de cocaína a Centroamérica.

En los dos últimos meses, la Armada ha incautado más de nueve toneladas de cocaína y 1,5 toneladas de marihuana.

Entre tanto, tras un exhaustivo trabajo de inteligencia, las Fuerzas Militares, con el Cuerpo Técnico de Investigación (CTI), de la Fiscalía, ubicaron un complejo de refinerías con seis piscinas de almacenamiento en el corregimiento La Guayacana, de Tumaco.

Este es uno de los más grandes complejos identificados en este departamento. De acuerdo con el Ejército, tenía 10 torres de destilación, 16 llaves para válvula, 84 canecas plásticas, 1.400 metros de tubo galvanizado y 2.000 metros de manguera. Su funcionamiento dependía de dos plantas eléctricas. Durante la operación se recuperaron unos 40 mil galones de petróleo, hurtados del Oleoducto Trasandino, además de 1.320 galones de gasolina refinada que había sido procesada en este lugar.

Este año, la Fuerza de Tarea Pegaso ha destruido 105 refinerías ilegales y 14 válvulas, y ha recuperado 198.608 galones de crudo.

Las refinerías eran uno de los más grandes complejos identificados en Nariño.