Inicio Comunicación Asya, testigo de un terrible accidente: “Volkan…”

Asya, testigo de un terrible accidente: “Volkan…”

Después de que Selçuk le pidiera matrimonio a Nil, ella se ve obligada a aceptar la propuesta. Pero tras la emoción del momento, Selçuk escucha casualmente una conversación de Nil con Asya en la que le cuenta todo lo sucedido. Justo entonces Selçuk se da cuenta de que su relación con Nil es una farsa, y ahí renacen los sentimientos más oscuros hacia Nil y la doctora.


Asya convence a Nil para que se vaya de la ciudad y se refugie en casa de una amiga suya, no sin antes citar a Selçuk para conseguir una declaración en la que reconozca que Volkan le contrató para asustarla.

Alejados de la ciudad, Asya contacta con su abogado para que sepa su localización y con quién se encuentra. Y después, cuando Selçuk y Asya se encuentran a solas, el joven comienza a amenazar de todas las formas posibles a la doctora.

Pero ella, lejos de amilanarse, insiste para conseguir dicha declaración hasta que Selçuk descubre que le estaba grabando con el móvil. Algo que solo hace que su ansia de venganza crezca por segundos.


Tras este altercado comienza una persecución interminable, y aunque Asya llega a tiempo a recoger a Nil y llevarla a la estación, Selçuk cuenta con una ventaja: había puesto un localizador al móvil de Nil.

Selçuk va tras ellas hasta la estación de autobuses, y Volkan le sigue consciente de lo peligroso que puede llegar a ser.

Cuando Nil sale corriendo, Selçuk la alcanza y Volkan también a ellos. Allí tiene lugar una gran tragedia que Asya ve de cerca cuando ya nada puede hacer al respecto y lo único que le sale es un susurro ahogado por el temor: “Volkan…”.

Publicidad