Doble Tentación 94: Lisandra y Leandro se lo montan en la piscina [vídeo]

¡Lisandra y Leandro se lo montan en la piscina! El calentón ha llegado a la pareja de moda y no se han podido resistir. Igual fue cosa de la emoción por el cumpleaños de Lisandra. Hasta el pobre Mario le hizo una megapancarta deseándose el mejor de los días. ¿Se dará cuenta de que Lisandra tan solo juega con él? Le da esperanzas, abracitos y mimos, cuando está claro que no quiere saber nada del jote. Así no. ¡Así no!

Oriana no puede más. Todo se le va de las manos. Su relación con Álex no hay quién la entienda. Tras la locura de la fiesta -con su discusión a tres bandas con Fran y Álex-, Luis le ha dado un ultimátum: o Álex o él. ¡Ya está bien! Oriana está tan obsesionada que no puede dejar de observarle. Le molesta que Álex está con Fran, que no hable con ella, que le dirija la palabra, le molesta todo. Y Álex, el pobre, tampoco escarmienta. Se enfada con Oriana pero, al poco, vuelve otra vez al redil.

Doble Tentación 94: Oriana llorando Doble Tentación 94: Oriana llorando (YouTube)

Leandro, viendo la tensión, decide hablar con Oriana para dejarle las cosas claras. Por fin, alguien se atreve a decirle que, en realidad, está enamorada de Álex y por eso se pone tan histérica. ¡Bravo Leandro! La pena es que no sirva para nada. En un ataque de ira, Oriana coge la ropa de la competición de Álex y la mete en el váter. Y no contenta, le roba la colonia -aunque no lo confiesa-. ¡Esta chica es insoportable!

De repente, desaparece el espejo de Oriana. ¡Drama! Si se pasa el día entero mirándose y retocándose el maquillaje. Rápidamente, va a acusar a Álex, pero eso le jura que no lo tiene. Al final, estaba escondido al lado de su cama. ¿No lo habrá hecho Luis para que le haga un poquito de caso? Y hablando de escondites, en uno de los baños hay un televisor. Sí, increíble. Se quedó olvidado después de una fiesta y lo utilizan para ver si propio reality . Solo podría ocurrir en Doble tentación.

Doble Tentación 94: Oriana al borde de un ataque de nervios... ¡Otra vez! Doble Tentación 94: Oriana al borde de un ataque de nervios… ¡Otra vez! (YouTube)

Toda la casa está en su contra, pero, a veces, Oriana se vuelve humana. En la actividad, se rompe y reconoce que se hace la dura para que no se metan con ella. Ay, ¡cuánto le queda por aprender! Mucho critica a Rocío -por vieja-, pero tal vez debería serenarse un poco y aprender de la actitud de la argentina.

¡Ella disfruta con todo! Ahora le gusta Sebas y, aunque no pase nada, allá que va. ¿Podrá quitárselo a Elisa? La final está cerca y el juego se hace más duro. Y Sebas, encantado. ¿Cachai o no cachai?

Loading...