Elle Fanning se perdió su baile de graduación por presentar esta película en Cannes

Cuando una chica cumple dieciocho años y termina el bachillerato lo único en lo que piensa es en la fiesta que se va a pegar con sus colegas. Pero si te llamas Elle Fanning la cosa cambia. El día en el que su instituto celebraba el baile de graduación, ella se encontraba en el Festival de Cannes disfrutando de las reacciones enfrentadas que estaba provocando The neon demon, de la que era protagonista.

“Pensaba que me descartarían en Vivir de noche por ser demasiado joven”

J.J. Abrams ya vio su potencial para ser la chica de Super 8 cuando apenas contaba con 12 años. Sofia Coppola la fichó, un año antes, para Somewhere. Y ha llegado hasta el universo Disney dando la réplica a Angelina Jolie en Maléfica. Después de trabajar junto al controvertido Nicolas Windign Refn, Ben Affleck tomó el relevo en esto de dirigir a la que muchos se apresuran en considerar la próxima estrella de Hollywood. Ha sido en Vivir de noche, título que consagra a Fanning como actriz versátil que luce igual de bien en películas de presupuesto modesto que en blockbusters. Una adolescencia mejor aprovechada que asistir al baile de graduación.

La escena más impactante en Vivir de noche es la de tu personaje lanzando un incendiario discurso a los presentes en una iglesia. ¿Lo preparaste asistiendo a misa?

¿Sabes en quién me fijé? Dios, no recuerdo su nombre… Hay una mujer, ¿Amy? Sempleton… [Amy Semple Mcpherson, la fundadora de la Iglesia Cuadrangular]. Ella vivió en los años veinte y conseguimos muchas fotografías porque Jackie, la costurera, también las utilizaba. Vestía de blanco y tenía esa apariencia etérea. Era una predicadora y ofrecía sus sermones a los fieles, unos sermones que se volvieron cada vez más extremos a medida que conseguía seguidores. Hay un discurso en particular que vi en YouTube, pero aparte de eso no vi nada más. Yo nunca he hecho teatro, pero tuve la sensación de que así se debe de sentir alguien cuando actúas sobre un escenario.

Con este papel das una vuelta a tu carrera, ¿cómo decidiste que ya era hora de atreverse con algo así?

Portada de la película, que se estrena en cines el próximo 27 de enero.

Loretta es el primer personaje con el que yo no soy la niña de la película. Es una de las tres mujeres que acompañan al protagonista a lo largo del metraje y eso fue realmente excitante para mí. Conocí a Ben cuando todavía era muy joven. Fue antes de empezar a rodar y de eso han pasado casi tres años. Estaban también tanteando a otras chicas que eran mayores que yo y, aunque quería este papel, no sabía muy bien cómo lo iba a conseguir. Simplemente pensaba que me iban a descartar por ser demasiado joven pero al final Ben me llamó personalmente y me dijo que lo había conseguido. Eso fue la bomba, me volví completamente loca. En este momento es el personaje que ha supuesto un reto mayor en mi carrera. No está en demasiadas escenas, de acuerdo, pero en todas las que está resultan muy intensas. Ahora ya me he graduado, la película se va a estrenar y creo que es el momento perfecto, porque es un trabajo mucho más maduro que los anteriores.

Precisamente tu baile de graduación ocurrió cuando estabas en el Festival de Cannes.

Sí, fue súper divertido, una pasada. Parece que empezamos un nuevo capítulo aunque en ocasiones piense en qué es lo que voy a hacer a partir de aquí. Luego reflexiono y llego a la conclusión de que voy a seguir haciendo lo que he hecho toda mi vida. Quiero seguir trabajando y, por el momento, ese es más o menos el plan.

¿Todavía te pones nerviosa cuando acudes a un casting?

Para mí las audiciones son súper complicadas y me hacen ponerme extremadamente nerviosa. En el caso de Vivir de noche en particular, Ben y yo tuvimos una charla así que fue un poco más llevadero. Esa primera conversación que tuvimos fue bastante sencilla aunque yo nunca había conocido a nadie que fuera protagonista, guionista y director, especialmente cuando esa persona está en una escena contigo. Lo cierto es que me encantaría poder actuar y dirigir a la vez algún día.

Muchos actores que empezaron muy jóvenes parecen cansados, pero tú eres una excepción, se te ve ilusionada. ¿Cómo lo consigues?

Desde que empecé intento quedarme con la diversión en todo lo que hago. Puede sonar manido pero es completamente cierto. Cuando no te lo estás pasando bien y cuando no amas lo que estás haciendo es el momento de pensar que igual deberías buscarte otro trabajo. De todas maneras, para mí todo lo que llega todavía me parece fresco, cada personaje, cada guion, cada entorno, todo, y ese es uno de los motivos por los que lo disfruto.

¿Crees que esa actitud es lo que te ha convertido en una musa indie?

Lo cierto es que hay infinidad de películas con menos presupuesto que tienen una calidad brutal. Es muy triste cuando la gente piensa que no merecen la pena simplemente por el hecho de manejar otros presupuestos. Sí, no tienes mucho dinero, tampoco tienes mucho tiempo, pero la gente realmente se involucra porque estos proyectos son su pasión. En ocasiones esos son los mejores guiones que he leído. Aunque también me gustan los proyectos más grandes, son excitantes.

¿Y cómo llevas que se te considere también una musa de la moda?

Es súper divertido, me encanta. Cuando haces películas y luego tienes que dedicar tiempo a las sesiones de fotos y a las alfombras rojas, y cuando además te gusta la ropa, se convierte en una parte imprescindible de este trabajo. Cuando llegas a un photocall intentas también parecerte algo a tu personaje y eso lo hace todo mejor. Es otra manera de construir personajes puesto que la moda te da la posibilidad de convertirte en quien tú quieras.

Ahora que se acerca la temporada de premios te van a preguntar qué llevas puesto. ¿A favor o en contra de la controvertida pregunta?

Estoy en una encrucijada porque en realidad yo adoro la moda y la ropa. Creo que no es un tema baladí y es algo que realmente importa en nuestra industria pero lo cierto es que cuando estás en la alfombra roja y ves como a los chicos se les pregunta por la profundidad de sus personajes pero no por el traje que llevan… ¡Pregúntanos a todos lo mismo! Es difícil posicionarse pero realmente entiendo el enfado de algunas actrices.

Así que, a pesar de tu juventud, ya tienes cierta experiencia con el sexismo en Hollywood.

“La moda te permite convertirte en quien quieras, construir personajes”

Sí, creo que sí. No lo sé, quizá ahora que ya voy cumpliendo más años y tengo más experiencia las cosas han cambiado. Antes, cuando era más joven, me trataban como una niña y no había ni masculino ni femenino, ¡era una cría! Ahora que soy ya joven las cosas seguramente cambien pero sinceramente deseo que no me traten de forma distinta.

Elle ya ha crecido como para hacer papeles adultos, vale, pero todavía conserva algo de su espíritu infantil. Una muestra: al terminar esta entrevista y llegar al ascensor, una niña muy pequeña, con marcadísimo acento británico y un muñeco de BB-8 en la mano, andaba preguntando por ella sabiendo que se encontraba en algún lugar del edificio. Era Millie Bobby Brown, Eleven en Stranger things, a la que su madre había pedido que la llamara después de ver a su amiga y que no se entretuviera demasiado.

El Hollywood más oscuro

Elle Fanning puede presumir de haber logrado el sueño de muchas actrices antes de cumplir la mayoría de edad, pero no todo el mundo corre la misma suerte. Loretta Figgis, el personaje al que interpreta en Vivir de noche, por ejemplo. “Cuando la conoces al principio es una chica muy inocente y naive que simplemente quiere coger el tren para triunfar en Hollywood”, explica sobre esta hija de un sheriff que llega a Los Ángeles en la década de los 20. “Pero se equivoca con sus compañías y entra en ese Hollywood en el que no debería. Creo que en ese escenario ni siquiera se siente humana, sino venida de otro lugar”. Efectivamente, su viaje fue muy distinto. “¡La verdad es que sí!”, exclama. “Nosotros vivíamos en Georgia pero mi familia decidió mudarse a Los Angeles porque mi hermana empezaba entonces a tener papeles en películas”. Ahora Elle, la menor, le ha tomado la delantera a Dakota. 

Vivir de noche se estrena el 27 de enero.

Loading...