Inicio Comunicación Falsos mitos sobre las bebidas que nos hidratan durante episodios de calor...

Falsos mitos sobre las bebidas que nos hidratan durante episodios de calor intenso

La hidratación es fundamental para evitar un golpe de calor. No todos los líquidos nos hidratan del mismo modo, el agua es la mejor fuente de hidratación que tenemos. No debemos tomarla demasiado fría ya que nuestro cuerpo hace un esfuerzo para volver a la temperatura normal. La nutricionista Verónica Chazín aconseja tomarla del tiempo o incluso caliente porque con la sudoración lo que hacemos es regular nuestra temperatura. Cuando practicamos deporte después nos quedamos frío porque nos baja la temperatura.

Ocurre lo mismo cuando tomamos una infusión caliente o incluso un caldo, que quizá no es lo que más nos apetece cuando hace calor.

La fruta fresca es otra fuente de hidratación. Explica la experta que no tenemos por qué recurrir a la sandía o al melón dado que ha subido de precio y podemos optar por otras alternativas como la piña o incluso la manzana.

Todas las frutas tienen hasta un 90% de agua. Si no nos apetece beber tanto podemos llevarnos una fruta entre horas o también otras opciones como gazpacho. Recuerda Chazín que la sensación de sed aparece cuando ya estamos prácticamente deshidratados y no hay que esperar a tener sed si no que beberemos cada media hora un trago de agua.

En cuanto al alcohol, conviene saber que todas aquellas bebidas alcohólicas nos deshidratan. En el caso de la cerveza estamos hablando de un diurético natural. En cuanto a los refrescos de cola o bebidas con azúcar, en este caso nos refrescan pero no nos hidratan ya que hacen que el azúcar saque sangre de la célula y así nuestro cuerpo trabaja más y baja la cantidad de agua que tenemos. La cafeína también debe tomarse con moderación ya que si nos pasamos tampoco va a ayudar para hidratarnos.

Publicidad