Inicio Comunicación Kiko Peña, en ‘La Voz’: ‘Mi madre y mis tías (Son de...

Kiko Peña, en ‘La Voz’: ‘Mi madre y mis tías (Son de Sol) representaron a España en Eurovisión’

El lunes 11 de febrero Kiko Peña acudió a las audiciones de ‘La Voz‘ con un soniquete muy flamenco que no sorprende si indagamos un poco en su procedencia. El joven cantaor sevillano es hijo de una de las integrantes de Son de Sol (Eurovisión 2005) y con apenas 14 años tuvo la gran oportunidad de que Miguel Poveda le grabase su primer disco.

Kiko Peña interpretando

Kiko Peña interpretando “Lágrimas negras” en ‘La Voz’

“No voy a pensar en nadie, nada más que en mí y en hacerlo bien y reflejar mi música”, confesaba decidido Peña antes de salir a cantar. Sin embargo, instantes después descubríamos que sí que tenía alguien en mente antes de subirse el escenario: “Mis raíces son flamencas, tengo una familia que siempre se ha dedicado al cante flamenco“, compartía Kiko con los espectadores.

Su familia es para el joven de 23 años lo más importante, y por eso mismo recordó orgulloso en ‘La Voz’ el momento en que “mi madre con mis tías (Son de Sol) representaron a España en Eurovisión” con el tema “Brujería”. Kiko se lanzaba a cantar una estrofa al tiempo que recordaba emocionado que “el momento que vi yo tan chico a mi madre en la pantalla fue muy bonito“.

Y prácticamente parte de su familia también es Miguel Poveda, el cantaor flamenco que le instruyó en su adolescencia. Peña recordaba la estrecha relación que el catalán ha tenido siempre con su familia: “Siempre ha sido un amigo, mi madre también va con él haciendo el coro y siempre me va guiando“. A pesar del estilo que el joven bebió de Poveda y de emocionar con él a Antonio Orozco, su versión de “Lagrimas negras” no logró que ningún coach se girase para entrar en el concurso.

Son de Sol en Eurovisión

Fue en Kiev, Ucrania y en el año 2005 cuando Soledad, Esperanza y Lola León (Son de Sol) representaron a España en Eurovisión. Su single, “Brujería”, no les trajo demasiada suerte, puesto que tuvieron que conformarse con la 21º posición y un total de 28 puntos. A pesar de poner a bailar al público europeo, tan solo lograron quedar por encima de otros tres países del Big 5: Reino Unido, Francia y Alemania.