Inicio Comunicación María Patiño abandona cabreada 'Socialité' por una broma del equipo sobre su...

María Patiño abandona cabreada 'Socialité' por una broma del equipo sobre su "novio"

María Patiño no lo ha pasado nada bien durante la emisión de 'Socialité' de este domingo 5 de diciembre. La presentadora ha abandonado el plató después de que una de las redactoras le anunciara que tenían imágenes comprometidas de su novio con otra mujer en una actitud muy cariñosa. Estos archivos, según la compañera, iban a marcar un antes y un después en la vida de la gallega.

María Patiño, víctima de una broma en 'Socialité'

María Patiño, víctima de una broma en 'Socialité'

"Tenemos unas imágenes que no te van a gustar absolutamente nada. Hemos pillado a tu novio con otra mujer", mencionaba su compañera desde la redacción. esta frase sentó como un jarro de agua fría a María Patiño. "¿Me estás hablando absolutamente en serio? ¿A mí por qué nadie me ha comunicado nada?", preguntaba la presentadora, visiblemente molesta.

Tras saber que todo era cierto y que iban a emitir las imágenes en directo, Patiño se dirigía a la reportera: "Tu compañerismo es maravilloso porque podrías haberte saltado la dirección y decirme que esto iba a ocurrir en directo". Finalmente, la presentadora abandonaba el espacio de La Fábrica de la Tele, quitándose incluso el micrófono: "¿Sabéis lo que os digo? Que vais a presentar el programa tú y David, el director".

Se trataba de su novio ficticio

Tras las palabras de Patiño, el programa se vio obligado a pasar a publicidad. A la vuelta, en su lugar se encontraba una de las redactoras del programa, quien había tomado las riendas de la conducción y mostró unas imágenes de Patiño muy enfadada hablando con la dirección del programa.

Tras otra publicidad, la gallega volvía al plató para ver esas imágenes. Lo cierto es que los archivos sí que trataban de su novio, pero de su novio ficticio, Bradley Cooper. El actor americano aparecía con Irina Shayk dando un paseo con su hija. Tras ver que todo se trataba de una broma, Patiño se tranquilizaba y bromeaba con que nadie iba a corromper su relación con Cooper.

Publicidad