Monumental enfado de una espectadora con Sandra Barneda en ‘Supervivientes’

Los espectadores de Telecinco están más que acostumbrados a los concursos en los que tras llamar a un número de teléfono o enviar un mensaje de texto, entran en el sorteo de una determinada cantidad de dinero. El elegido será protagonista de la llamada del día en el que el presentador de turno tendrá que escuchar las palabras mágicas. Es decir, la contraseña que la cadena va cambiando y que sus fieles seguidores tendrá que responder nada más descolgar.

Sin embargo, hay horas y horas. Y sino que se lo digan a una televidente de Supervivientes: Conexión Honduras , cuando recibió la llamada de Sandra Barneda para ganar 28.000 euros. Su enfado fue monumental.

La llamada del concurso se produjo hacia las dos de la madrugada

Si Sandra Barneda no tuvo bastante con la edición del domingo con varios frentes abiertos durante el directo, entre ellos la espantada de Lucía Pariente que desapareció minutos antes de la entrevista, el insólito rifirrafe con una espectadora, al menos, le dejó mejor sabor de boca. Que no a la protagonista que mostró sentirse molesta por las horas a las que le llamaban.

“En verano todos vemos Telecinco”. Ésa era la frase que la espectadora tenía que recitar nada más descolgar el auricular. Pero hubo un problema: la intempestiva hora a la que se produjo esa llamada. Hablamos del final del programa cerca ya de las dos de la madrugada.

La espectadora no se tomó bien que la despertaran de madrugada

Cuando Barneda le comunicó quién era y que acababa de perder 28.000 euros en Supervivientes, la espectadora en cuestión no dudó en responderle con un: “Pero bueno, ¿son horas de llamar estas, guapa? Ya está bien, ya”. Su tono de voz, cansado y enfadado, dejaba entrever lo poco que le había gustado no solo perder esos cerca de treinta mil euros. Sino también, que le despertaran. Y es que, se supone que quien decide optar al suculento premio ha de permanecer en vela hasta el final del programa, algo que la señora no hizo.

La reacción de la presentadora fue positiva y no pudo contener la risa. Al menos, iba a despedir el programa con la sonrisa en la boca después del mal trago en ciertos momentos.

Loading...