Inicio Comunicación Sonsoles Ónega pilla a Kiko Hernández cogiendo 50 euros del bolso de...

Sonsoles Ónega pilla a Kiko Hernández cogiendo 50 euros del bolso de una colaboradora

Sonsoles Ónega se percató mientras presentaba ‘Ya es mediodía‘ de que un intruso había irrumpido en su plató. El sujeto en cuestión no era otro que Kiko Hernández, quien acudió en busca de algo muy concreto. La también presentadora de ‘Ya son las ocho‘ preguntó: «¿Qué hace Kiko Hernández aquí?». En ese mismo instante, Marta López respondió: «Robar». Unos segundos después, las cámaras enfocaron al comunicador rebuscando en un bolso.

Marta López y Kiko Hernández, en 'Ya es mediodía'

Marta López y Kiko Hernández, en ‘Ya es mediodía’

El colaborador de ‘Sálvame‘ apareció en imagen con un billete de 50 euros en la mano, el cual pertenecía a Marta López. En ese momento, López abandonó su silla y acudió al lugar en el que se encontraba Hernández buscando entre sus cosas: «¿Qué haces?, pero ¿a dónde vas?». El ex gran hermano continuó su camino y finalmente desveló que tenía un problema: «Que no me funcionaba la tarjeta y he tenido que coger 50 euros».

Posteriormente, el madrileño se despidió del equipo del programa y anunció que ya se podía marchar: «Que me voy, adiós. Viva el Fresh Express, Vip Express», bromeó. Marta observó incrédula la escena, sin embargo no detuvo a su amigo y compañero. Asimismo, los colaboradores comentaron, entre risas, lo ocurrido. Ónega señaló: «Aquí no te puedes gastar 50 euros, no sé qué va a hacer con 50 euros en Mediaset, porque el café vale 40 céntimos».

Una fuerte amistad

La colaboradora de ‘Ya es mediodía’ y el tertuliano del formato presentado por Jorge Javier Vázquez mantienen desde hace muchos años una gran amistad, por lo que dicha escena revela la confianza que siguen teniendo. Además, López ya auguró en cuanto vio a Kiko en el plató que venía a llevarse algo: «Cuidado, que este me quita cualquier cosa», comentó, dejando claro que conoce a la perfección a su amigo. Tras lo sucedido, Miguel Ángel Nicolás, señaló en tono jocoso que iba a repetir la escena: «Oye, qué buena amiga. Yo voy a hacer lo mismo», bromeaba.

Publicidad