Inicio Cosas que pasan Astrofísico dice que debería establecerse un protocolo de contacto extraterrestre cuanto antes

Astrofísico dice que debería establecerse un protocolo de contacto extraterrestre cuanto antes

El célebre astrofísico Avi Loeb piensa que sería prudente formular directrices para un potencial contacto extraterrestre antes que sea tarde y dicha tarea recaiga en los caprichos espontáneos de un pequeño grupo de científicos.

Los protocolos para un posible contacto con inteligencias extraterrestres se inspiraron en su mayoría en el pasado en la posibilidad de detectar señales de radio de planetas alrededor de estrellas distantes. Dado que el sistema estelar más cercano —Alfa Centauri— está a 4,4 años luz de distancia, tales señales requerirían una década o más para una conversación de ida y vuelta. Por lo tanto, no tienen consecuencias para nuestro futuro inmediato.

Pero un tipo diferente de contacto podría generar implicaciones inmediatas, al menos así lo piensa el científico que lidera el Proyecto Galileo, cuya misión es nada más y nada menos que encontrar tecnofirmas extraterrestres en nuestro vecindario planetario.

«Se trata de objetos físicos de otra civilización que ya están aquí, esperando ser notados como un paquete en nuestro buzón. El hardware alienígena que llega probablemente no sería tripulado, y bien podría ser una inteligencia artificial (IA) buscando información sobre los planetas habitables alrededor del sol», dijo Loeb en un artículo de opinión publicado en The Hill.

Un encuentro de este tipo implicaría un contacto instantáneo sin un retraso significativo en el tiempo de comunicación. El potencial de un compromiso inmediato, entonces, estaría cambiando el protocolo de respuesta en relación con una señal de radio retrasada.

Avi Loeb es un físico teórico estadounidense especializado en astrofísica y cosmología. Ocupa desde 2012 la cátedra Frank B. Baird Jr. de Ciencia en la Universidad de Harvard, donde es director del departamento de Astronomía.

«Actualmente, no existe un acuerdo internacional sobre cómo la humanidad debe interactuar con un objeto visitante de origen extraterrestre. Sería prudente formular directrices antes de que se necesiten. Cualquier compromiso podría tener implicaciones para el futuro de la humanidad y no debe dejarse a los caprichos espontáneos de un pequeño equipo de investigadores», argumentó el astrofísico.

«Debemos sopesar los riesgos y beneficios que resultarán de diferentes compromisos. El árbol de decisiones sobre cómo proceder tendrá ramas que dependerán de las propiedades y el comportamiento de los objetos. Dado que es difícil pronosticar estas incógnitas por adelantado, las decisiones deberán tomarse en tiempo real».

Encuentro entre inteligencias artificiales

No obstante, Loeb cree que la propia inteligencia artificial creada aquí en la Tierra podría ser el catalizador ideal para solventar cualquier barrera y establecer un contacto de manera eficiente.

«Descifrar la intención de un equipo extraterrestre inteligente puede parecerse al desafío de descifrar el código de un dispositivo de encriptación. Es posible que debamos confiar en nuestros sistemas de IA para descubrir la intención de los sistemas de IA extraterrestres», señaló.

Loeb sostiene que el extraño objeto interestelar Oumuamua, el cual atravesó nuestro sistema solar en 2017, era en realidad una sonda alienígena.

Y es que una interpretación adecuada del contacto rápido con tecnologías extraterrestres —con la asistencia de nuestra propia inteligencia y aquella que hemos creado— podría generar el avance más significativo en la comprensión de la realidad que nos rodea en toda la historia de los humanos.

«Nuestra migración histórica fuera de África comenzó hace unos cien mil años, pero una futura migración fuera de la Tierra puede ser desencadenada por un diálogo con un mensajero lejano que no se parece a nada que hayamos visto antes», concluyó.

Fuente: Avi Loeb/The Hill. Edición: MP.

Publicidad