Inicio Cosas que pasan Astrónomos acotan el espacio en nuestro sistema solar donde podría residir el...

Astrónomos acotan el espacio en nuestro sistema solar donde podría residir el Planeta Nueve

La detección de este misterioso planeta gigante estaría más cerca que nunca tras reducirse el espacio donde podría estar escondiéndose.

Planeta Nueve.

Un estudio recientemente presentado en The Astronomical Journal continúa la búsqueda del esquivo Planeta Nueve (también llamado Planeta X), que es un mundo hipotético que potencialmente orbita en las regiones exteriores del sistema solar y podría explicar varias anomalías orbitales en objetos transneptunianos.

«Continuamos tratando de cubrir sistemáticamente todas las regiones del cielo donde predecimos que podría estar el Planeta Nueve. El uso de datos de Pan-STARRS nos permitió abarcar la región más extensa hasta la fecha», dijo el Dr. Mike Brown, profesor de astronomía Richard y Barbara Rosenberg en Caltech y autor principal del estudio.

Pan-STARRS (Telescopio de sondeo panorámico y sistema de respuesta rápida) es un sistema de observación astronómica colaborativo ubicado en el Observatorio de Haleakalā y operado por el Instituto de Astronomía de la Universidad de Hawái, con financiamiento para la construcción del telescopio proporcionado por la Fuerza Aérea de los Estados Unidos. Para el estudio, los investigadores utilizaron datos del Data Release 2 (DR2) con el objetivo de reducir las posibles ubicaciones del Planeta Nueve.

Al final, el equipo acotó las posibles ubicaciones del Planeta Nueve al eliminar aproximadamente el 78 por ciento de las ubicaciones posibles calculadas en estudios previos. Además, los investigadores proporcionaron nuevas estimaciones para el eje semi-mayor aproximado —medido en unidades astronómicas (UA)— y el tamaño en masa terrestre del Planeta Nueve, que son 500 y 6.6, respectivamente.

La banda de cielo analizada en el último estudio en busca del Planeta Nueve. Crédito: M.E. Brown et al.

Entonces, ¿cuáles son los resultados más significativos de este estudio y qué seguimiento se está llevando a cabo o están planeados actualmente?

«Aunque me encantaría decir que el resultado más significativo fue encontrar el Planeta Nueve, no lo hicimos», admitió el Dr. Brown. «En cambio, significa que hemos reducido significativamente la área de búsqueda. Ahora hemos explorado aproximadamente el 80 % de las regiones donde creemos que podría estar este esquivo mundo».

En cuanto a los estudios de seguimiento, el Dr. Brown cree que el LSST es el sondeo más probable para encontrarlo.

«Cuando esté en línea en uno o dos años, cubrirá rápidamente gran parte del espacio de búsqueda y, si el Planeta Nueve está allí, lo descubrirá», afirmó.

LSST significa ‘Sondeo de Espacio y Tiempo de Legado’, y es un sondeo astronómico programado actualmente como un programa de 10 años para estudiar el cielo del sur y llevarse a cabo en el Observatorio Vera C. Rubin en Chile, que actualmente está en construcción. Los objetivos de LSST incluyen la identificación de asteroides cercanos a la Tierra (NEAs) y pequeños cuerpos planetarios dentro de nuestro sistema solar, pero también estudios en el espacio profundo —como la materia oscura y la energía oscura—.

¿Cuál es la importancia de encontrar el Planeta Nueve?

«Este sería el quinto planeta más grande de nuestro sistema solar y el único con una masa entre la Tierra y Urano. Planetas así son comunes alrededor de otras estrellas, y de repente tendríamos la oportunidad de estudiar uno en nuestro propio vecindario», explicó el Dr. Brown.

Los científicos comenzaron a hipotetizar la existencia de un planeta fronterizo de estas características después del descubrimiento de Neptuno en 1846, incluyendo un artículo de 1946 escrito por el astrónomo estadounidense Clyde Tombaugh, quien fue responsable del descubrimiento de Plutón en 1930.

Estudios más recientes incluyen evidencia para la existencia del Planeta Nueve en 2016 y 2017, con el Dr. Brown siendo el coautor del primero. Esta investigación más reciente es la más completa hasta ahora para reducir su ubicación.

«Hay demasiadas señales separadas de que el Planeta Nueve está allí. El sistema solar es muy difícil de entender sin su existencia», dijo el Dr. Brown.

«Explica muchas cosas sobre las órbitas de objetos en el sistema solar exterior que de otra manera serían inexplicables y cada una necesitaría alguna explicación separada. El grupo de direcciones de las órbitas es el mejor conocido, pero también existe la gran distancia al perihelio de muchos objetos, la existencia de objetos altamente inclinados e incluso retrógrados, y la alta abundancia de órbitas muy excéntricas que cruzan dentro de la órbita de Neptuno. Ninguna de estas cosas debería suceder en el sistema solar, pero todas se explican fácilmente como un efecto del Planeta Nueve», concluyó.

Fuente: UT. Edición: MP.