El PP valenciano estudia llevar la investigación del caso Acuamed a las Cortes

Tras conocer el informe de la UCO del caso Acuamed que destapa una campaña publicitaria de 7,5 millones de euros con Rodríguez Zapatero en el Gobierno, el PP valenciano estudia presentar iniciativas en las Cortes para pedir explicaciones a los socialistas, aunque reconocen que se trata de una competencia estatal. El discurso de los populares, especialmente en Alicante, siempre ha estado muy marcado por la defensa del trasvase del Ebro, por lo que critican que «una campaña para intentar legitimar las desaladoras no fue la mejor decisión».

El presidente provincial de Alicante, José Císcar, asegura que con el trasvase «no existirían los problemas de déficit actuales». «Los regantes no pueden pagar el precio del agua desalada porque el del metro cúbico es muy elevado», comenta. El PP confía en que la investigación judicial siga adelante, especialmente en lo concerniente a la planta de Torrevieja, buque insignia del Programa Agua puesto en marcha por la empresa pública.

Esta desaladora llegó a suponer una inversión de cerca de 300 millones de euros y, ocho años después de ser inaugurada, todavía no se encuentra a pleno funcionamiento. La «infrautilización» de la planta también ha generado algún enfrentamiento entre el Ejecutivo valenciano y el central. El primero ha exigido por escrito en dos ocasiones al Ministerio Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente aprovechar al máximo la capacidad de estas instalaciones.

En septiembre, la responsable del departamento, Isabel García Tejerina, anunciaba que éstas duplicarían su capacidad a corto plazo hasta los 80 hectómetros cúbicos anuales -frente a los 40 actuales-. Una medida enmarcada en la prórroga, un año más, del decreto de Sequía para las cuencas del Júcar y el Segura.

Loading...