Inicio Chiiist! Conoce a Behati Prinsloo, el ángel rebelde de Victoria’s Secret

Conoce a Behati Prinsloo, el ángel rebelde de Victoria’s Secret

Behati Prinsloo es una de esas modelos que ha conseguido subirse a una de las pasarelas más importantes del mundo (la de Victoria’s Secret) y ha alcanzado el status de ‘esposa de‘ de uno de los hombres más deseados del planeta, Adam Levine, el vocalista de Maroon 5. Pero a pesar de tener todo lo necesario para ocupar muchos titulares y de ser el caso perfecto de una modelo anti-modelo, ha conseguido mantenerse apartada de los titulares y del foco público siendo, aún después de una prolifera carrera, ser una gran desconocida.

Esto es todo lo que necesitas saber de Behati Prinsloo, el ángel rebelde de Victoria’s Secret.

De ‘tom boy’ a ángel e Victoria’s Secret

Nacida el 16 de mayo de 1988 en Vanderbijlpark (Sudráfrica) y criada en Grootfontein (Namibia), Behati Prinsloo siempre se ha definido como una niña alejada por completo de cualquier estereotipo femenino. De hecho siempre se ha llamado a sí misma ‘tom boy‘ (‘marimacho’ en inglés). Hasta la adolescencia fue jugadora de rugby y su estilo no era precisamente como el de las demás niñas. A pesar de ello, un representante puso los ojos en ella en medio de una multitud en un mercadillo en Sudráfrica. Se acercó y le dijo que podía ser modelo y él podía hacerlo: «Mis padres me dijeron que me alejase de esa persona, que estaba loca«, reconía la propia Prinsloo: «Al final no era una persona loca, era un agente».

Fue a a la agencia situada en pocos kilómetros de su casa, le sacó las primeras fotos para su portafolio y en cuestión en días estaba volando por primera vez a Londres. Su primer desfile fue para Miu-Miu y después de este vinieron muchos. Fue en 2007 cuando, por primera vez, se subió a la pasarela más famosa del mundo: la de Victoria’s Secret. Y aún rodeada de otras 50 modelos de medidas perfectas, Behati Prinsloo tenía algo que la hacía distinta al resto. Espontaneidad y mucha personalidad. Y así fue como tan solo unos meses más tarde se convertía en embajadora de una de las líneas de la marca de lencería más famosa del mundo y, posteriormente, alcanzaba el status oficial de ángel. Unas alas que desde porta desde 2009.

Aún que sus medidas rodaban el canon 90-60-90 nunca estuvo definido como los demás ángeles. Behati Prinsloo era distinta pero ahí estaba, desfilando en la pasarela más importante del mundo y portando las famosas alas. Los primeros años siempre estuvo relegada a un segundo plano y en la línea ‘más juvenil’ de Victoria’s Secret. Aún que su golpe de suerte lleno en 2012. Ese año una de sus compañeras, Lais Ribeiro, sufrió un aparatoso accidente sobre el escenario fracturándose un tobillo viéndose obligada a cancelar su participación en el show. Behati fue una de las modelos en desfilar con uno de sus atuendos. Fue entonces cuando la marca la convirtió en ángel de los más importantes. Desde entonces ha abierto el famoso show en 2 ocasiones consecutivas aún que nunca tuvo la oportunidad de portar el famoso sujetador del millón de euros. ¿Lo logrará? No está del todo claro ya que la marca ha anunciado que no volverá a emitir nunca más en televisión su famoso Fashion Show.

Siempre del lado de la polémica

La modelo nunca fue de quedarse viendo los toros desde la barrera si no que, si puede, se mete de lleno en la polémica. La última fue por salir en defensa de Victoria’s Secret y las polémica declaraciones de su director, Ed Razek, quien aseguró públicamente que nunca contarían con modelos transgénero en su famoso desfile porque se trata de «una fantasía». Y tras convertirse en el centro de todas las críticas, Behati Prinsloo salió en su defensa públicamente: «Creo que Victoria’s Secret encarna muchas cosas. Creo que la gente necesita entender que esto es un espectáculo. No quiere decir que nada malo o bueno sobre ningún cuerpo, es solo ‘estas somos nosotras’. Y el ‘quienes son ellas’, y no por casualidad, es casi inalcanzable para la mayoría de mujeres estadounidenses», dijo la modelo durante una entrevista para la revista Elle.

Esta no fue la única polémica en la que se vio envuelta en los últimos meses. También salió en defensa de su marido tras su actuación en el intermedio de la Super Bowl. Adam Levine se quitó la camiseta mientras cantaba quedándose semidesnudo y para mostrar sus tatuajes. El público estuvo en desacuerdo con esta actitud volviendo a color en la actualidad el pezón de Janet Jackson que le causó el veto en el propio espectáculo y el declive de su propia carrera. Y en pleno revuelo por la actuación de Maroon 5 Behati no dudó en ir a sus redes sociales a compartir una fotografía con su marido felicitándolo por la actuación. Por supuesto, esto la volvió a colocar en el foco de la polémica.

Los dudosos comienzos de su romance con Adam Levine

Durante una entrevista para la revista Porter, la modelo contó la extraña forma en la que conoció al que ahora es su marido y padre de sus hijos: vía e-mail. Así es, la modelo y el cantante empezaron su relación vía e-mail. Según contó la propia Behati todo surgió porque una amigo en común le propuso a Adam Levine que contase con el ya ángel de Victoria’s Secret para uno de sus viodeclips. Fue entonces cuando el vocalista se puso en contacto con la maniquí para empezar una negociación. Finalmente ese proyecto no pudo seguir adelante pero el intercambio de mails no cesó hasta que dos meses más tarde se vieron por primera vez. Todo fue maravillosamente entre ellos aún que al principio ninguno estaba seguro de que fuesen capaces de salir juntos con unas agendas tan apretadas. Pero el amor todo lo puede y volvieron a intentarlo.

Pero hay ciertos datos que parecen no encajar en esta historia. Behati Prinsloo y Adam Levine dicen que se conocieron en 2012 al intercambiarse varios mails pero todo apunta a que realmente el primer contacto empezó meses atrás. Concretamente en octubre de 2011 cuando Adam Levine junto a su grupo actuó durante el desfile de Victoria’s Secret en el que también participaba la modelo. Aún que por aquel entonces ambos estaban saliendo con sus respectivas exparejas. Behati Prinsloo con el también modelo Jami Strachan y Adam Levine con la modelo Anne Vyalitsyna. De hecho durante el desfile el cantante y su entonces pareja desfilaron muy acarameladitos sobre la pasarela ante la atenta mirada de la que sería la madre de los hijos del cantante.