El caso Weinstein salpica también a Oliver Stone y Lars Von Trier

“Hay muchos Harvey Weinstein en Hollywood”, declaraba hace unos días la actriz británica Emma Thomson respecto a las acusaciones de acoso sexual del famoso productor de Hollywood caído ahora en desgracia. “No creo que se le pueda describir como un adicto al sexo, es un depredador”, afirmaba tajante.

En efecto. Weinstein es solo la punta del iceberg de una industria organizada de intimidación y menosprecio a las intérpretes, que en muchas ocasiones han sufrido en silencio el acoso de directores y productores a la hora de conseguir un papel.

Stone propuso a Arquette un papel de contenido “muy sexual” y le envió flores

Una de las actrices que ha querido hablar abiertamente sobre esta situación es Patricia Arquette. La oscarizada actriz de Boyhood ha revelado en su cuenta de Twitter un encuentro “raro” que tuvo con Oliver Stone hace unos años. Los hechos ocurrieron en 1994 cuando, después de una reunión profesional, en la que el director le propuso un papel de contenido “muy sexual”, éste le envió flores e incluso la invitó a acompañarle al estreno de su filme Asesinos Natos.

Patricia acudió al estreno, pero fue con su novio. Oliver la esperó a la salida del baño y le preguntó: “¿Por qué le has traído?”. “¿Es eso un problema?, le respondió ella. “No debería ser un problema. Piénsalo, Oliver”. La cosa quedó así, pero lo cierto es que la actriz nunca volvió a saber más sobre la presunta película que debía filmar con el realizador de Platoon.

Patricia Arquette con su Oscar a la mejor actriz de reparto por 'Boyhoohd'
Patricia Arquette con su Oscar a la mejor actriz de reparto por ‘Boyhoohd’ (Afp / Afp)

La de Arquette no es la única acusación que planea sobre Stone. En 2012, Salma Hayek intentó quitarse de encima las largas manos del director sobre su pecho en el estreno en Londres de Salvajes.“No me toques, Oli”, le espetó la estrella mexicana con cara de circunstancias mientras él la miraba con sonrisa pícara. Algunos periódicos se hicieron eco del asunto, pero no trascendió más allá de una simple anécdota. Recientemente, la actriz y modelo de Playboy Carrie Stevens también le acusó de manosear su pecho en una fiesta.

Por ello, no resulta extraño que el director estadounidense sea uno de los pocos que han defendido públicamente a Weinstein. “No es fácil lo que está atravesando. Durante ese período era un rival y no lo conocía realmente. He escuchado historias de terror sobre todo el mundo en esta industria, o sea que no voy a comentar cotilleos”, ha aseverado.

Stone agarra a Salma Hayek durante el estreno de 'Salvajes' en Londres en 2012
Stone agarra a Salma Hayek durante el estreno de ‘Salvajes’ en Londres en 2012 (Ap)

Por su parte, Björk, ha querido hacerse eco del acoso sexual que sufrió a manos de un “director danés” en el pasado. En un mensaje a través de su página de Facebook, la compositora islandesa ha dicho que se ha sentido “inspirada por las mujeres” que están alzando la voz en contra del abuso para contar su experiencia. Pese a no decir claramente el nombre de la persona que cometió los abusos, está claro que Björk se refiere a la dolorosa experiencia que sufrió en el rodaje de Bailar en la oscuridad (2000) a manos del polémico Lars von Trier, el único cineasta danés con el que ha trabajado.

La islandesa ha relatado que cuando decidió iniciarse en la actuación, procedía de uno de los países “más igualitarios entre sexos” y con una “posición de fortaleza” que ya tenía en el mundo de la música. Por eso se percató de que “humillarse y rebajarse sexualmente era la norma” para una mujer en esa profesión, y que incluso el equipo de la producción de la película “lo alentaba”. “Me di cuenta de que es una cosa universal que un director puede tocar y acosar a sus actrices a voluntad y la institución del cine lo permite”, ha sentenciado. Desde entonces, la artista se ha mantenido alejada del mundo del cine.

Asia Argento también asegura haber sido violada por Weinstein

El goteo de actrices que aseguran haber sido víctimas de Weinstein es constante: Gwyneth Paltrow, Angelina Jolie, Ashley Judd, Mira Sorvino, Rosanna Arquette, Cara Delevingne, Kate Beckinsale,…. La primera en denunciar al productor fue Rose McGowan, que abiertamente afirmó haber sido violada por él en 1997 durante el festival de cine de Sundance, algo que ha negado el acusado. La actriz, conocida por la serie televisiva Embrujada y películas como Grindhouse, explicó que no acudió a las autoridades en su momento porque su entorno le dijo que jamás podría ganar.

La también actriz Asia Argento, hija del cineasta italiano Dario Argento, ha revelado ahora que también fue violada por Harvey cuando solo tenía 21 años. Según ha declarado a The New Yorker, el productor la invitó a una fiesta en un hotel cercano a Cannes. Cuando la actriz llegó se encontró que el único asistente era él. Weinstein se puso un bañador y le pidió que le diera un masaje. La joven aceptó a regañadientes, y al poco él le quitó la falda y la forzó a practicar sexo oral. Ante el miedo de que Weinstein terminara con su incipiente carrera, la actriz continuó manteniendo relaciones sexuales con él.

Asia Argento en el festival de Cannes en 2013
Asia Argento en el festival de Cannes en 2013 (Joel Ryan / AP)

El otrora todopoderoso productor ha sido expulsado de la Academia de Hollywood por su intolerable actuación. Esta decisión marca un importante cambio de rumbo en la institución, que durante años defendió que los logros profesionales estaban separados de los escándalos y, por ello, había rechazado por ejemplo expulsar al cómico Bill Cosby, acusado de abusos sexuales por hasta 60 mujeres.

Sin embargo, la Academia no ha desterrado al realizador franco-polaco Roman Polanski, acusado de abusar de menores, y tampoco ha reprimido a Mel Gibson, quien en 2006, en estado etílico, profirió unos duros comentarios contra los judíos y en 2010 agredió a su pareja.

Harvey Weinstein en una imagen de 2006
Harvey Weinstein en una imagen de 2006 (Richard Shotwell / AP)

El director Woody Allen, sobre el que también pesa la sospecha de haber abusado de su hija adoptiva Dylan, ha afirmado respecto a esta situación que “todo el asunto Harvey Weinstein es muy triste, para todos los implicados”. “Es trágico para las pobres mujeres que se vieron afectadas, y triste para Harvey, cuya vida está tan arruinada”.

Según expertos legales consultados por The Guardian, Harvey Weinstein podría enfrentarse a 25 años de prisión. El productor ingresará en una clínica de Arizona para luchar contra lo que él califica como una adicción al sexo.

Weinstein ingresará en una clínica de Arizona para luchar contra lo que él califica como una adicción al sexo

Loading...