Inicio Chiiist! El último disgusto de María Teresa Campos tras la venta de su...

El último disgusto de María Teresa Campos tras la venta de su casa

No es un buen momento para María Teresa Campos. Al margen de las polémicas que ha suscitado la participación de Edmundo Arrocet en el programa Secret Story o los enfrentamientos que han protagonizado sus hijas y su nieta, ahora la veterana comunicadora tiene un nuevo frente abierto.

María Teresa Campos en una imagen de archivo junto a Edmundo Arrocet / Gtres

Hace algunas semanas se conocía la noticia de que María Teresa Campos había conseguido por fin vender la mansión que posee a las afueras de Madrid, después de varios años en el mercado. Una operación que ya está en marcha y que, en principio, debería confirmarse antes de final de mes. Aunque se había dado por hecho que Campos iba a mudarse a la misma urbanización en la que reside en la actualidad su hija mayor, Terelu, donde ya había llegado a un acuerdo con el propietario de un piso para alquilarlo, parece que no podrá ser.

María Teresa Campos ha conseguido por fin vender su mansión a las afueras de Madrid / Gtres

Según publicaba el portal Informalia y confirmaba el programa Sálvame, el propietario de la casa se ha echado atrás y ha cancelado el acuerdo al que había llegado con la comunicadora, que ahora se encuentra a los ochenta años en una situación complicada. Al parecer, los vecinos de la urbanización no quieren que María Teresa se mude allí, porque para ellos ya es suficiente con la presencia de Terelu. Un argumento que estaría motivado por la persecución mediática que sufre la familia y que ha hecho mella en los vecinos de la mayor de las Campos, que no están dispuestos a que la mudanza de la matriarca suponga aún más fotógrafos en las inmediaciones de su casa, así como una clara amenaza a su privacidad.

María Teresa Campos cuenta con el apoyo de su familia en este momento / Gtres

El rechazo por parte de los vecinos no debería suponer un grave problema para María Teresa Campos, de no ser porque su deseo era estar cerca de su hija, así como porque el tiempo apremia. La venta de la mansión hace algunas semanas no le ha dado mucho margen de maniobra. Se espera que en breve la comunicadora abandone la casa para que pueda entrar a vivir el nuevo propietario: el presidente de la firma de calzado ‘Alma en pena’, con el que ya ha firmado un contrato de arras por valor de 100.000 euros.

María Teresa está contando en todo momento con el apoyo de sus seres queridos en esta etapa. A la espera de que se confirme si finalmente podrá vivir en la misma urbanización que Terelu -algo sobre lo que ella no se ha pronunciado-, lo que sí se sabe es que la veterana comunicadora busca una casa con unas características concretas: cómoda, espaciosa y con terraza, donde poder estar tranquila junto a su personal de confianza.

Publicidad