'Graffiti': el corto español preseleccionado para los Oscar se rodó en Chernobyl

Entrevista con Lluís Quílez, director de ‘Graffiti’

Hablamos con Lluís Quílez, director de ‘Graffiti’, el corto español preseleccionado para los Oscar, que narra el día a día de un joven, encarnado por Oriol Pla, que bien podría ser ‘El último hombre… vivo’ en un nevado paisaje postapocalíptico, sino fuera porque empieza a recibir extraños mensajes en forma de pintadas. 

Philipp Engel

Oriol Pla y su perro K.O. en la zona cero de 'Graffiti'.
Oriol Pla y su perro K.O. en la zona cero de ‘Graffiti’.

¿Cómo surge ‘Graffiti’?

La idea era hacer una historia de amor, pero con un solo personaje, al contrario de lo que sucede en casi todas las películas románticas, donde siempre hay por lo menos dos personajes. Me atraía romper ese esquema clásico, e intentar hacer algo diferente.

La localización del film debió ser determinante.

Sí por supuesto. Quería ubicar la historia en un paisaje desértico y desolado. Yo era muy fan de Chernobyl, de la escenografía de este lugar y de todo lo que significa. Así que, cuando descubrí que se podía rodar sin peligro en la ciudad abandonada de Pripyat (Ucrania), donde vivían los trabajadores de la central nuclear de Chernobyl, nos movimos para conseguir los permisos y todo lo necesario. Es un lugar muy inspirador que durante mucho tiempo estuvo cerrado debido a la radiación del accidente de 1986. Hace poco que se puede acceder, aunque es raro que se ruede ahí. Sí que se han rodado documentales y reportajes, pero ‘Graffiti’ es la primera película de ficción que se ha filmado en Pripyat. 

Debió ser un rodaje duro.

Sí, las condiciones eran realmente extremas. El corto se rodó en enero, a una temperatura de 16 grados bajo cero.

Uno piensa inevitablemente en Tarkovski o en ‘Soy leyenda’, entre otros referentes. ¿Hasta qué punto los tuviste en cuenta?

‘Stalker’ es una película que me encanta, obviamente. Me encanta la atmósfera, toda la iconografía de la zona. En cuanto a ‘Soy leyenda’, soy muy fan de la novela de Richard Matheson, pero no me gustan las adaptaciones que se han hecho en el cine. No le hacen justicia, ni siquiera la de Charlton Heston. En cualquier caso, creo que la energía del corto va por otro lado.

‘Graffiti’, de hecho, podría definirse como una fantasía onanista.

Sí, porque además empieza con una paja. Luego me interesaba mucho mantener hasta el final la ambigüedad sobre si la chica que le escribe mensajes es o no es real. El cine que me gusta siempre deja espacio al espectador para que pueda completar la película, y sea parte activa del relato. 

El intercambio de mensajes entre el protagonista y la hipotética Anna es casi una alegoría de la manera que se tiene de ligar hoy en día, intercambiando mensajes con desconocidas a las que nunca has visto, ni oído, ni tocado, ni olido, ni nada…

Sí, aunque siempre han habido relaciones epistolares entre amantes. Pero es cierto que estamos en una época en la que la gente establece relaciones muy íntimas a través de mensajes muy cortos, a través de las redes sociales y de diversas aplicaciones. Me llamaba mucho la atención cómo se podía crear un vínculo tan fuerte entre dos personas con tan poca cosa, y de hecho el protagonista no es tan diferente de mucha gente de hoy en día. Tiene una rutina, se siente solo, aparece alguien en su vida, y a partir del intercambio de cuatro palabras crea una fantasía amorosa, ya sea real o no. Sin duda es una de las pistas que seguí para la película.

La noticia de la preselección de los Oscar llega en un momento de máxima dificultad para el cine español, con ayudas para la circulación de películas en festivales en suspenso desde hace meses etc. ¿Cómo ves la situación?

Llevo haciendo cortos desde 2004, y he visto que el panorama se ha empobrecido mucho. Hay menos ayudas, menos festivales y menos premios con dotación en los festivales, de manera que todo es mucho más difícil. Es un momento de vacas flacas. ‘Graffiti’ salió adelante con 75% de financiación extranjera, gracias a Participant Media, que ya produjo mi primer largo, ‘Out of the Dark’, que por desgracia no ha tenido distribución en España.

¿Y eso? Es extraño contando como cuenta con estrellas como Julia Stiles, Scott Speedman o Stephen Rea.

Se ha estrenado en todas partes, menos aquí. No puedo explicarte por qué, pero es así. Quizás porque no era lo suficientemente grande, ni lo suficientemente española. Como es una historia de terror ambientada en Colombia funcionó muy bien ahí. Pero bueno, ya sabemos que no se estrena todo lo que hay. 

¿Cuando se podrá ver el corto?

Hasta los Oscar no se puede mostrar. Está prohibido. Luego ya veremos.

 

GRAFFITI OFFICIAL TRAILER from lluis quilez on Vimeo.

Loading...