Los hombres que encubrieron a Weinstein

El acoso sexual practicado durante décadas por Harvey Weinstein, con total impunidad, era un secreto a voces en Hollywood. Lo fue hasta que The New York Times destapó los primeros casos hace dos semanas y abrió la puerta a que decenas de mujeres acusaran de abusos sexuales y violación a quien ha sido un productor clave en la industria del cine. Sin embargo, ese comportamiento depredador podía haber salido a la luz hace años, según denuncia la influyente periodista Sharon Waxman, fundadora del sitio web The Wrap, quien acusa a los actores Matt Damon y Russell Crowe de haber intervenido para liquidar una historia sobre los abusos de Weinstein que ella estaba escribiendo en 2004, cuando trabajaba para The New York Times. Y junto a Damon y Crowe, también el actor Ben Affleck ha sido acusado de encubrir a Harvey Weinstein. En su caso, es la actriz Rose McGowan, una de las supuestas víctimas del productor, quien le pidió hace unos días que no defendiera a las víctimas, puesto que “conocía perfectamente” las prácticas de quien hasta hace dos días consideraba como uno de sus grandes amigos.

Los tres actores trabajaron para Weinstein en colaboración con su productora Miramax. Damon y Affleck en El indomable Will Hunting y Crowe en Master and Comander.

De acuerdo con lo escrito por la periodista Sharon Waxman, en el 2004 recibió luz verde de The New York Times para investigar los rumores insistentes sobre un “comportamiento sexual inapropiado por parte de Weinstein”. En un principio, asegura, pensó que los abusos sexuales ocurrían en su mayoría en Europa, durante festivales y viajes de negocios. De hecho, descubrió en un viaje a Roma que la verdadera función de Fabrizio Lombardo, presunto director en Italia de Miramax, empresa fundada y dirigida por Harvey Weinstein entre 1978 y 2005, era “conseguirle mujeres”.

Damon asegura que desconocía la mala conducta del magnate, que ha condenado

La periodista también explica que encontró a una víctima en Londres, quien quiso guardar el anonimato, que al parecer cobrado por acostarse con Weinstein y fue obligada a firmar un acuerdo de confidencialidad. Sin embargo, no se llegó a publicar nada, debido a la “intensa presión” que ejerció Weinstein hacia el diario, lo que incluyó llamadas telefónicas de Matt Damon y Russell Crowe directamente a la periodista para responder por Lombardo. “Me dijeron que Weinstein había visitado la redacción en persona para dar a conocer su desagrado. Sabía que era un anunciante importante en el Times y que era una persona poderosa en general”, señala Sharon Waxman en su artículo en The Wrap.

Russell Crowe ha permanecido en silencio. No sólo no se ha pronunciado sobre las denuncias contra Weinstein, sino que tampoco ha dicho nada respecto a las acusaciones directas de la periodista Sharon Waxman.

Por su parte, Matt Damon desmintió el pasado martes que él conociera la supuesta mala conducta del productor, que ha condenado. También aclaró que solamente llamó a Waxman para defender al productor Fabrizio Lombardo.

En cuanto a Ben Affleck, si bien ha sido uno de los actores que han condenado a Harvey Weinstein, se ha convertido en el eje de su propio escándalo, con numerosas mujeres que le han denunciado por tocamientos no deseados.

Además de la actriz Rose McGowan, que le ha señalado como “encubridor” de los abusos sexuales del productor, la presentadora Hilarie Burton ha denunciado que Affleck la “manoseó” de forma grosera durante un programa de la MTV en 2003. Burton ha explicado que tenía 20 años y no ha olvidado aquel episodio. A Ben Affleck no le ha quedado otra que pedir disculpas: “He actuado inapropiadamente hacia la señorita Burton y me disculpo sinceramente”.

Otro acusado reciente ha sido el hermano de Harvey, Bob. Los cargos de haber acosado a una productora han sido enfáticamente rebatidos por su abogado, pero un artículo de The Washington Post que le señala como un jefe tiránico podría ser el tiro d

.

Loading...