Inicio Cuba Carolina Ribera Añez: «En Bolivia hay una dictadura y mi madre es...

Carolina Ribera Añez: «En Bolivia hay una dictadura y mi madre es una presa política”

LA HABANA, Cuba.- Carolina Ribera Añez está sentada frente a mí, es una mujer muy joven y a pesar de los golpes recibidos en los últimos años sus ojos muestran firmeza y optimismo. Carolina es tenaz y persistente, la lucha por la libertad de su madre es algo prioritario en su vida y la lleva a cabo con gran responsabilidad y compromiso. Al mirarla me parece estar viendo a su progenitora y siento, como ella, el deber de alzar la voz por la líder boliviana que hoy está tras las rejas, víctima de un sistema corrupto y autoritario, discípulo del sistema castrista que desgobierna en Cuba. Carolina insiste en el hecho de que en Bolivia hay una dictadura que debe ser denunciada como mismo se hace con los regímenes de Venezuela, Nicaragua y Cuba.

—¿Quién es tu madre?

—Mi madre es Jeanine Añez Chávez, expresidenta Constitucional de Bolivia y actual presa política.

—¿Cómo llegó tu madre a ocupar el cargo de presidenta?

— En octubre de 2019 hubo elecciones generales en Bolivia y un mega fraude detectado e informado oficialmente por la Misión de Observadores de la OEA y de la Unión Europea. El pueblo salió a las calles de forma pacífica durante 21 días a defender su voto y a exigir la renuncia de las autoridades involucradas en el fraude electoral. Evo Morales renunció a la Presidencia igual que el vicepresidente y las autoridades del Senado y la Cámara de Diputados. Mi madre era segunda vicepresidenta del Senado y, por tanto, en la línea de sucesión le correspondió asumir el deber de defender la democracia, evitar el vacío de poder generado por las renuncias y la huída del país de Evo Morales, pacificar en medio de la violencia instruída por Morales y convocar a nuevas elecciones, una vez las anteriores fueron anuladas por la Asamblea Legislativa.

—¿Por qué fue llevada a prisión?

—El régimen del Movimiento al Socialismo (MAS) ordenó secuestrarla el 13 de marzo de 2021 y trasladarla a La Paz por supuestos delitos de terrorismo, sedición y conspiración, cuando en realidad, Jeanine Añez lo que hizo como senadora en la 2ª Vicepresidencia fue cumplir con su deber.

—¿Qué condena le impusieron?

—Mi madre tiene varios procesos judiciales, todos ilegales porque como expresidenta y de acuerdo a la Constitución de mi país cualquier denuncia en su contra debe ser tramitada bajo un Juicio de Responsabilidades o juicio político. En un juicio exprés, vulnerando todos sus derechos, la sentenciaron a 10 años de prisión, pero esa sentencia se encuentra en revisión en el Tribunal Supremo de Justicia, donde esperamos que la justicia sea transparente, independiente y correcta declarando la nulidad de dicho juicio por ilegal.

—¿De cuáles derechos se le ha privado?

—A Jeanine Añez, al igual que a más de 250 presos políticos, se le ha privado de la libertad, un derecho consagrado en la Constitución, defenderse en libertad; se le ha privado del debido proceso, de las garantías de los mecanismos de defensa; se le ha privado de recibir visitas, exceptuando las de su familia cercana; se le ha privado el derecho a la salud y a una detención preventiva conforme a la ley. Todos los presos políticos están detenidos ilegalmente contra los plazos máximos de la detención preventiva en mi país.

—¿Hay una dictadura en Bolivia?

—Cuando los jueces y los fiscales están sometidos a los dictados del poder político de turno, hay dictadura. El Órgano Judicial no tiene independencia, como lo observó el Relator Especial de las Naciones Unidas para la Independencia Judicial.

Carolina Ribera Añez y Yoaxis Marcheco. (Foto de la autora)

—Recientemente ha salido un libro de la autoría de tu madre…

—Sí, mi madre escribió este libro a mano desde la cárcel, con lapicera y en hojas de cuaderno, a lo largo de estos más de dos años de detención ilegal. “Jeanine Añez, De Puño y Letra”, es su testimonio y repasa una etapa trascendental de la lucha democrática en Bolivia.

El relato se divide en seis capítulos, desde la participación de Jeanine Añez en la Asamblea Constituyente.  El 13 de marzo de 2021 le quitaron todo, menos su fe, sus convicciones, su amor por su familia y por Bolivia, su resistencia para seguir luchando por su libertad. Sus verdugos y carceleros, el MAS y el régimen de Luis Arce y Evo Morales, la mantienen incomunicada, le impiden recibir visitas que no sean su familia que apellide Añez. Frente a todas las violaciones a sus derechos, ella lee, teje, hace costura, borda y escribe en sus cuadernos.

Mantiene la esperanza de una Bolivia libre y con verdadera justicia, la que le niegan todos los días desconociéndola como ex Presidente con derecho a un juicio de responsabilidades. Uno de sus sueños era publicar este libro y me siento muy orgullosa de su templanza, su amor por sus hijos y su Patria, su perseverancia para haber conseguido este logro que es únicamente de ella.

—¿Cómo se puede adquirir el libro?

—El libro de Jeanine Añez “De Puño y Letra” ya está disponible en Amazon en idioma español, tanto en versión eBook (digital) como en papel, y se puede encontrar en 13 países.

—Abordando ligeramente a Cuba. ¿Cómo expresó Jeanine Añez su solidaridad con la lucha de los cubanos mientras estuvo en la presidencia en Bolivia?

—Mi madre es una demócrata por convicción. Como constituyente, como senadora y luego como presidenta de Bolivia siempre levantó la voz por los detenidos políticos y los perseguidos por los regímenes totalitarios de Cuba, Nicaragua y Venezuela. Su gobierno rompió relaciones con el gobierno de Cuba por la injerencia en los asuntos internos de mi país.

—Llevas a cabo una ardua labor de activismo por la libertad de tu madre, ¿sientes que hay solidaridad internacional con la situación de ella?

—Siento mucha solidaridad donde voy llevando su voz, creo que la comunidad internacional democrática tiene la responsabilidad de mantenerse activa hasta la liberación de todos los presos políticos de mi país y de la región.

—Entonces… ¿Tienes fe en que tu madre saldrá antes de cumplir los años de sanción que le han impuesto?

—Tengo fe en que tarde o temprano habrá justicia para mi madre. Es inocente y todo el pueblo boliviano lo sabe.

Sigue nuestro canal de WhatsApp. Recibe la información de CubaNet en tu celular a través de Telegram.