Expresidentes condenan ‘agravio’ de Cuba al secretario de la OEA Cubanet

Integrantes de la organización IDEA (lapatilla.com)

MIAMI, Estados Unidos.- Una veintena de expresidentes de Latinoamérica y España rechazaron hoy la negativa de Cuba de permitir el ingreso a la isla del expresidente mexicano Felipe Calderón, el secretario general de la OEA, Luis Almagro, y la exministra chilena Mariana Aylwin.

Al menos 22 exmandatarios, que pertenecen a la Iniciativa Democrática de España y las Américas (IDEA-Democrática), mostraron en una misiva su disgusto por el “agravio” del Gobierno cubano y la solidaridad con las tres personalidades.

Calderón, Almagro y Aylwin iban a participar esta semana en la entrega del premio en memoria del disidente cubano Oswaldo Payá, fallecido en 2012, al secretario de la Organización de Estados Americanos (OEA) por parte de la Red Latinoamericana de Jóvenes por la Democracia.

Los hasta ahora 22 exjefes de Estado y de Gobierno firmantes, entre ellos José María Aznar, de España; Vicente Fox, de México; y Sebastián Piñera y Ricardo Lagos, de Chile, suscribieron la misiva en “solidaridad y acompañamiento”, explicó a Efe Asdrúbal Aguiar, director de IDEA.

Los firmantes aclararon que son conscientes de que “todo Estado tiene competencias para disponer, mediante ley, los requisitos necesarios para el ingreso de extranjeros en sus espacios jurisdiccionales”.

Sin embargo, señalaron que “el derecho al libre tránsito y circulación de las personas no puede restringirse sino en la medida indispensable, en una sociedad democrática, para prevenir infracciones a la misma ley o proteger la seguridad y el orden público”.

Aclararon que ese “no fue el caso” de la prohibición a Almagro, Calderón y Aylwin, hija del fallecido expresidente chileno Patricio Aylwin, a quienes Cuba denegó la entrada al país al considerar esta convocatoria una “grave provocación”.

Almagro explicó esta semana en una carta dirigida a la hija de Payá, Rosa María, que el cónsul cubano en Washington indicó el jueves pasado que no les iba a otorgar la visa y que el motivo de la visita era considerado “una provocación inaceptable” por las autoridades cubanas.

Hoy Almagro confesó estar “dolido” por las “mentiras” del Gobierno cubano sobre sus intenciones al querer asistir a un acto de la disidencia en la isla, y consideró que el país “no está listo” para volver al organismo, del que fue expulsado en 1962.

“Me consta que ninguno teníamos la menor intención de hacer una provocación con el sistema cubano”, expresó el secretario general de la OEA.

(EFE)

Loading...