Inicio Cuba Fernando, el «príncipe del piano», se presenta en Hotel Telégrafo y en...

Fernando, el «príncipe del piano», se presenta en Hotel Telégrafo y en restaurante de Cojímar

SAN LUIS POTOSÍ, México.- Fernando, el pianista que ha devenido un verdadero fenómeno en redes sociales por su destreza al interpretar distintas piezas en el piano, ha cumplido uno de sus sueños: tocar en público.

“El príncipe del piano”, como lo apodaron cariñosamente los cubanos que se sorprendieron por sus habilidades musicales, se presentó en el Hotel Telégrafo y en un restaurante de Cojímar.

 Lino Tomasen, el influencer ahora conocido como “El hombre de hierro cubano”, gestionó el concierto de Fernando en el hotel del centro histórico habanero, junto a la banda que ameniza el local.

Allí pudo deleitar al público que se acercó a escucharlo. Del mismo modo, fue invitado al restaurante Aires de Cojímar en el municipio homónimo.

Según se observa en el video transmitido en vivo desde el local por “El hombre de hierro”, el pianista Fernando toca en una pianola junto a la barra del restaurante y acompaña con su música a los comensales.

Tras viralizarse su caso en redes sociales, donde se compartieron videos del hombre de 47 años tocando varias composiciones en el piano, no han sido pocos los que han extendido su mano solidaria para ayudarlo.

Fernando, que padece esquizofrenia y cuya casa sufrió un incendio, recibió también recientemente un piano, gracias a la gestión de varias personas.

La viralización de su caso, el de un hombre talentoso, con padecimientos psiquiátricos y que vive en la pobreza, le ha abierto posibilidades como la de tener una peña fija en Guanabacoa, que podría garantizarle un ingreso regular para aliviar su situación.

Fernando, príncipe del piano

Fernando contó a Cubanet que estudió piano durante tres años en el Conservatorio Guillermo Tomás del municipio Guanabacoa donde asegura aprendió lo básico.

“Yo veo el piano como un juguete y no como un instrumento musical, yo me divierto con el piano, juego con él” aseguró. Para mantener la destreza en sus manos y poder tocar el piano de la manera que lo hace asegura que solo lo logra “practicando mucho”.

Incluso, recordó que en una ocasión estuvo practicando durante ocho días “sin dormir”. Asimismo, contó a Cubanet que su mamá, ya fallecida, también tocaba el piano pero que solo llegó hasta el cuarto año en la escuela de música.

Sigue nuestro canal de WhatsApp. Recibe la información de CubaNet en tu celular a través de Telegram.