Arda Turan se gana el indulto

Luis Enrique confió en él después de señalarlo directamente como culpable del empate ante el Real Madrid, pero Arda Turan, lejos de bajar los brazos, agradeció el gesto del técnico y se redimió con tres goles ante el Borussia Moenchengladbach. El partido, un trámite europeo, era además un examen para muchos hombres del Barça, pero la mera presencia de Andrés Iniesta y Leo Messi hizo que el llamado fondo de armario se transformase, por un día, en un traje de etiqueta.

Pese a que alguna de las piezas pareciese de segunda mano y se quedase corta en algún momento, la debilidad del Borussia Moenchengladbach permitió al Barça volver a gustarse delante del espejo. Como si llevase el esmoquin más caro. La conexión entre Iniesta y Messi devolvió el control del balón, la precisión en el pase, el ritmo al juego y el Camp Nou volvió a disfrutar de su equipo. Messi no consiguió su récord de goles, pero si logró marcar su décimo tanto en esta edición de la Champions.

 

El encuentro dio para que algunos damnificados de esta temporada sacasen la cabeza del pozo

 

La segunda unidad del Barça salió a cerrar el trámite económico que supone jugar el último partido de la Champions League en casa cuando ya se está clasificado. Pero esta vez no sólo el dinero estaba en juego. La debilitada autoestima de muchos jugadores a los que Luis Enrique concede menos minutos les obligaba a hacer algo más que figurar. Y aunque el Moenchengladbach no iba de Armani precisamente, el encuentro dio para que algunos damnificados del pasado sacasen la cabeza del pozo.

 

Arda Turan celebra un gol con Alcacer
Arda Turan celebra un gol con Alcacer (Manu Fernandez / AP)

Los protagonistas fueron Leo Messi y Andrés Iniesta, muy por encima del partido en todos los aspectos. El argentino, que buscaba el récord de goles en una fase de grupos, volvió a ser más un centrocampista que un extremo y el equipo lo agradeció. Además mantuvo su llegada al área, lo que le permitió abrir el marcador muy pronto tras una jugada individual en la que colaboró Turan.

Y es que el turco fue el gran triunfador de la noche. Tres días después de la dramática tarde del sábado se fue con el indulto del Camp Nou bajo el brazo tras dar una asistencia a Messi y anotar tres goles en tan sólo 17 minutos. Los tantos, todos ellos al comienzo del segundo tiempo, no pasarán a la historia por su belleza, pero sí fueron acciones corales en las que participaron jugadores como Aleix Vidal o Paco Alcácer, ambos con serios problemas de adaptación al equipo. De hecho, suyas fueron las asistencias del tercer y cuarto tanto, respectivamente.

 

Aleix Vidal se llevó alguna ovación del Camp Nou, aunque posiblemente ya sea tarde para que Luis Enrique recupere la confianza en él

 

El lateral volvió al once tras jugar en la Copa del Rey ante el Hércules. En esta ocasión estuvo a buen nivel y se incorporó con peligro por su banda en numerosas ocasiones. El Camp Nou incluso le dedicó alguna ovación, aunque posiblemente ya sea tarde para que Luis Enrique recupere la confianza en él.

 

Digne, Alcacer, Turan y Messi celebran con Aleix VIdal el 3-0 durante el partido de Champions League
Digne, Alcacer, Turan y Messi celebran con Aleix VIdal el 3-0 durante el partido de Champions League (David Airob)

Paco Alcácer volvió a estar desafortunado en su búsqueda del gol. 502 minutos ha jugado el delantero, repartidos en 10 encuentros, esta temporada sin ver portería. Tampoco logró entrar demasiado en juego. Un arrastre del central en el tercer gol y la asistencia del cuarto a Turan fue lo más destacado del hombre más gris del Barça en el encuentro.

El partido, solventado con una contundente victoria, sirvió para que el Camp Nou viviese una fiesta de goles y, sobre todo, para que el Barça tuviese una noche plácida por fin. Después de parecer desnortado en los dos últimos encuentros, los de Luis Enrique transmitieron de nuevo buenas sensaciones: el primer paso para recuperar la confianza que han perdido en esta última semana.

 

Barça, 4- Borussia Moenchengladbach, 0

 

4 – Barcelona: Cillessen; Aleix Vidal, Mascherano, Umtiti, Digne; André Gomes, Denis Suárez, Iniesta (Rafinha, min.61); Messi, Alcácer y Arda (Cardona, min.74).

0 – Borussia Mönchengladbach: Sommer; Christensen, Vestergaard, Jantschke, Elvedi; Strobl, Dahoud (Kramer, min.59), Korb, Schulz (Johnson, min.59); Hazard (Raffael, min.72) y Hahn.

Goles: 1-0: Messi, min.16. 2-0: Arda, min.50. 3-0: Arda, min.53. 4-0: Arda, min.67

Árbitro: Sergei Karasev (RUS). Mostró tarjeta amarilla a Dahoud (min.55).

Incidencias: Partido de la sexta jornada del Grupo C de la Liga de Campeones disputado en el Camp Nou ante 67.157 espectadores. Antes del encuentro se guardó un minuto de silencio por las 71 víctimas del accidente aéreo de Colombia, entre ellas la mayoría de los jugadores del equipo brasileño del Chapecoense.

 

Loading...