Inicio Fútbol Barça Valverde: cuestionado pese al doblete

Valverde: cuestionado pese al doblete

La primera temporada de Ernesto Valverde al frente del Barcelona ha quedado empañada, pese al doblete, por la eliminación en Roma. El curso no ha sido malo para el conjunto culé, que sólo ha perdido -por el momento- dos partidos, uno en Copa y el de la vuelta de cuartos de Champions. Sin embargo, la dolorosa eliminación en el Olímpico ha puesto en cuestión a labor del técnico, que hoy vivirá su segundo Clásico, al frente del banquillo barcelonista.

Y es que, el Barça ha dejado esta temporada atrás muchas de las características que le han marcado en los últimos tiempos. Acostumbrados a controlar de principio a fin los partidos y a convertir sus partidos en un sufrimiento constante para el rival, al que obligaban a encerrarse atrás con un asfixiante dominio del balón; el conjunto azulgrana ha pasado a ser este año un equipo más resolutivo que, en muchas ocasiones, vistoso.

El conjunto de Valverde ha perdido la esencia del Barça de la última década. Aún así, han conseguido ganar casi todo lo que han jugado. Sin embargo, la relajación mostrada por el equipo en la vuelta ante la Roma y la eliminación después de la ventaja lograda en la ida, de 4-1, ha mermado mucho la satisfacción que podría existir a día de hoy en el seno del barcelonismo.

El entrenador está cuestionado a pesar de la negación de Bartomeu. La temporada del conjunto azulgrana no ha sido para nada mala. Pero con Liga y Copa en el bolsillo, el caer ante un equipo de menor entidad como es la Roma en a máxima competición ha dejado tocado al Txingurri.

Enderezó el rumbo tras un mal verano

Y eso que ha podido remontar lo que apuntaba a un fracaso de temporada. Las malas decisiones de la directiva, unido al famoso caso Neymar, provocaron un caos con el que Valverde se encontró nada más llegar. Por si fuera poco, el conjunto catalán cayó de forma estrepitosa ante el Real Madrid en la Supercopa de España. Los fantasmas desaparecieron, pero en este final de temporada han vuelto a sobrevolar el Camp Nou.

El Barça gana, pero pese a los títulos logrados, sigue sin convencer. Y con su técnico pasa lo mismo. Una victoria en el Clásico del Real Madrid podría hacer más mella aún en el descontento del conjunto culé. Situación que aumentará sin duda si los madridistas levantan su tercera Champions consecutiva en Kiev, el próximo 26 de mayo.