Inicio Deportes La Real quiere seguir al alza también en la Copa y el...

La Real quiere seguir al alza también en la Copa y el Sevilla busca ánimo

La Real Sociedad, ganadora en 2020, persigue repetir el sueño copero

MADRID, 16 Ene. (EUROPA PRESS) –

Los octavos de final de la Copa del Rey, que siguen siendo a partido único, arrancan este martes con los duelos entre la Real Sociedad y RCD Mallorca, por un lado, y entre Deportivo Alavés y Sevilla FC por otro, dos duelos con dos claros favoritos, sobre el papel, aunque con posibles víctimas coperas por cobrar.

La Real Sociedad recibe en el Reale Arena al Mallorca. Los donostiarras ganaron su tercer y último título de Copa del Rey en 2020, en un derbi contra el Athletic Club, y van en busca de repetir esa gesta en un año en el que están jugando un gran fútbol.

Ante su público, los ‘txuri-urdines’ quieren y deben aprovechar la ocasión para plantarse en cuartos. Están terceros en LaLiga Santander, a 6 puntos del líder Barça aunque con un partido más. Y reciben a un Mallorca que, décimo en Primera, llega dispuesto a dar la sorpresa.

Los baleares también forman parte del palmarés de la competición, que ganaron en 2003 en una final inédita ante el Recreativo de Huelva. Y, veinte años después, sería algo soñado repetir título. De ahí que acudan a Donostia con ilusión, aunque a sabiendas de lo complicado que será asaltar el histórico Anoeta.

De momento, la Real Sociedad superó al Logroñés (0-1) en dieciseisavos de final, con gol de Robert Navarro en el 33′. Los de Imanol Alguacil resolvieron por la mínima pero sin sufrir en Las Gaunas, con avisos no finalizados de Sorloth y Brais Méndez. Más fácil fue el 0-5 ante el Coria, en Segunda Ronda y con doblete de Jon Karrikaburu, cedido en este mercado de invierno al Leganés.

Por su parte, el RCD Mallorca sí tuvo ciertos problemas para superar al Real Unión de Irún (0-1) en esa Segunda Ronda, con solitario gol de Dani Rodríguez. Y algo más ligero pasó en dieciseisavos, ante el Pontevedra (0-2), pero con más apuros todavía al necesitar la prórroga y ver los goles de Abdón Prats y Muriqi.

Quedan tres equipos no de Primera vivos, entre ellos el Deportivo Alavés, que se enfrenta a un Sevilla que sigue buscando aires de cambio en esta Copa. Los andaluces, en zona de descenso en LaLiga Santander, visitan en Mendizorroza a un Alavés que está quinto en LaLiga SmartBank, en zona de ‘play-off’.

Los sevillistas están terceros por la cola y ni el cambio de entrenador está sirviendo para salir de ese pozo. Situación incomprensible en Sevilla, acostumbrado en los últimos años a pelear en cabeza y a ganar títulos europeos, si bien la última Copa se la bebieron en 2010.

El triunfo ante el Linares (0-5), en dieciseisavos, y el Juventud Torremolinos (0-3), en Segunda Ronda, han traído al Sevilla hasta este cruce, en el que se miden a un Segunda con la voluntad de seguir vivos y coger confianza, buscando un punto de inflexión a esta mala temporada y una mejora que se traslade a LaLiga.

Pero el Alavés también sabe que puede aprovechar la oportunidad para ahondar en la herida hispalense. El ‘Glorioso’ se ha cargado por el momento a Lleida (0-1), Mérida (0-1) y Valladolid (1-0). Tres goles de gran valor clasificatorio, y un cuarto gol les valdría para dar cuenta de otro Primera.

Publicidad