Mariano: “Sueño con una llamada de Luis Enrique”

0
Publicado 13/09/2018 0:22:47CET

MADRID, 13 Sep. (EUROPA PRESS) –

El jugador del Real Madrid Mariano Díaz reconoció que sueña con “una llamada de Luis Enrique” para formar parte de la selección española en esta nueva etapa que apenas acaba de comenzar, además de admitir que lleva el número 7 porque estaba “libre” y porque es un “reto personal”.

“Sueño con una llamada de Luis Enrique”, dijo Mariano en declaraciones a ‘El partidazo de las 12’ de la Cadena Cope. El ariete, de origen dominicano, llegó a jugar un partido con la selección caribeña, pero al ser amistoso todavía tiene la posibilidad de enfundarse ‘La Roja’.

Además, Mariano ya ha manifestado en varias ocasiones que “desea” jugar con la campeona del mundo en 2010, algo que sabía Julen Lopetegui, que estuvo a punto de citarle la pasada temporada tras sus grandes actuaciones en el Olympique de Lyon. “Sueño desde pequeño con jugar con la selección”, dijo antes de regresar a la capital de España.

En otras cuestiones relacionadas con el Real Madrid, Mariano dijo que escogió el dorsal 7 con mucha decisión pese al peso de la historia. “El 7 era un número que estaba libre, a mí me gusta y era un reto personal. Estoy contento de llevar el número que han llevado tantas estrellas como Amancio, Juanito, Butragueño, Raúl…” Y un tal Cristiano, ¿no? “Y Cristiano Ronaldo, claro, como no”, bromeó.

“Imagino que nadie quiso el 7 antes, ni Asensio, que no me lo ha dicho. Y hoy le he felicitado por los dos golazos con España”, añadió el jugador nacido en Premiá del Mar. “A mí me preguntó el utillero qué número quería llevar y respondí que quería el 7”, zanjó.

“La llamada del Real Madrid fue ilusionante. Me llamó Julen Lopetegui y aquí estoy. El Sevilla se interesó en mí y es algo que agradezco mucho, pero el Real Madrid es el equipo de mis amores y espero que el Sevilla lo entienda”, sentenció Mariano, que no tiene dudas sobre quién merece ganar el premio ‘The Best’. “Yo se lo daría a Luka Modric. En el vestuario lo tenemos claro”.