Inicio Deportes Montse Tomé: «Las jugadoras son profesionales y sé que van a...

Montse Tomé: «Las jugadoras son profesionales y sé que van a estar aquí»

No cita a Jenni Hermoso para «protegerla» y asegura que siempre ha sentido «el respeto y la confianza de las futbolistas»

LAS ROZAS (MADRID), 18 (EUROPA PRESS)

La seleccionadora nacional femenina fútbol, Montse Tomé, subrayó este lunes que «comienza una nueva etapa» en la campeona del mundo tras el anuncio de su primera lista de 23 convocadas para las dos primeras jornadas de la Liga de Naciones contra Suecia y Suiza, en la que figuran gran parte de las campeonas del mundo, de las que se muestra segura que acudirán a la concentración porque son «profesionales», aunque no Jenni Hermoso para «protegerla».

«¿Garantías? He hablado con las jugadoras, pero no voy a desvelar nada. Tengo toda la confianza en las jugadoras, a nivel profesional estamos rodeadas de jugadoras increíbles», afirmó Tomé en la rueda de prensa de su presentación oficial como sustituta de Jorge Vilda, celebrada en la Ciudad del Fútbol de la RFEF en Las Rozas (Madrid).

La nueva seleccionadora nacional expresó su confianza en que no habrá veto de las internacionales. «Confío en que las jugadoras son profesionales, vienen de ser campeonas del mundo, aman la profesión y estar en selección es un privilegio y sé que van a estar con nosotros mañana», reiteró ante la insistencia en la sala sobre si estaba segura de que las citadas acudirían, aunque varios medios informaron posteriormente que las internacionales no sabían nada de su convocatoria.

Montse Tomé dijo que están con Jenni Hermoso «en todo», pero que ha decidido no convocarla para «protegerla» del revuelo mediático y social por el ‘caso Rubiales’. «La manera de ayudarla es estar cerca de ellas y escucharlas. Hemos creído que la mejor manera de protegerla en esta convocatoria es así. Llevo cinco años trabajando con ella, y contamos con ella», señaló.

Respecto a los casos de Mapi León y Patri Guijarro fue clara. «Comienza una etapa nueva. Contador a cero, tenemos muchísimas ganas de poder contar con estas jugadoras», remarcó.

«Llevo cinco años trabajando con estas jugadoras en otro rol y he sentido el respeto de todas ellas y su confianza», replicó tras ser preguntada sobre la duda de si era la idónea y de si las futbolistas habían pedido que fuese una de las que se marchase.

«Esa noticia no me ha llegado», sentenció. «Las jugadoras son profesionales y seguro que van a hacer su trabajo y que lo van a hacer bien», aseveró posteriormente, afirmando que ninguna jugadora le había pedido no ser convocada.

Ahora, tras vivir «una situación especial» con el aplazamiento de la lista tras el comunicado de 21 de las 23 campeonas del mundo del pasado viernes porque le gusta «trabajar con tiempo y ser organizada». «Todo se ha alargado un poco, pero van a venir las 23 mejores jugadores y tenemos muchas ganas de verlas lucir la estrella en el pecho. Nos hubiera gustado empezar hoy lunes, pero nos adaptamos. Eso (el retraso) ha favorecido la comunicación y la RFEF y ellas han hecho todo lo posible, empezaremos mañana martes», detalló la entrenadora, que espera que las jugadoras cuenten con el apoyo «a todos los niveles».

La asturiana no esconde que «todos» han vivido «una situación especial» y que «lo que se ha producido ha sido algo excepcional». «La RFEF ha trabajado para poder hablar, yo también lo he hecho con ellas. Las hemos escuchado. Todas formamos parte de esto y la manera es tener una buena comunicación», indicó la exfutbolista.

«Me gusta ser alguien que empatiza y me gusta escucharlas, estar cerca de ellas, y siento que todo lo que ha pasado durante estos días es muy desagradable, acompañamos su sentir en todo lo que han vivido», agregó Tomé, a la que le gusta «entrenar y jugar» y que prefiera dejar «todo lo demás» en relación a los cambios estructurales «en manos de los dirigentes».

«SOY DIFERENTE A JORGE VILDA, ME SIENTO CAPACITADA»

En este sentido, acerca de si considera que su elección supone una línea continuista de Jorge Vilda, dijo que ha trabajado cinco años con él, pero advirtió de las diferencias. «No soy Jorge Vilda. Soy Montse Tomé, una persona diferente, con una personalidad diferente, con mis valores y mi manera de transmitir el fútbol. No tengo ninguna duda de lo que piensan sobre mí», apuntó.

Para Tomé es «un privilegio» ser la nueva seleccionadora. «Es un orgullo, tengo muchas ganas. Contamos con una lista de 23 futbolistas que son las mejores con las que podemos afrontar una competición nueva que nos prepara para estar en los Juegos. Comienza una etapa nueva y vamos a generar una atmósfera de trabajo profesional, ambición y con muchas ganas de ganar», apuntó.

«Me siento capacitada en el contexto de selección. Tengo confianza en mi trabajo y tengo ganas de comenzar la concentración, tenemos a las mejores del mundo, que han sido campeonas del mundo y parece que no ha pasado nada con todo lo que cuesta», recalcó la nueva seleccionadora.

Asimismo, admitió que no se sintió «bien» cuando aplaudió al ex presidente de la RFEF Luis Rubiales. «No me siento parte de todo lo que sucedió aquí. Las dos veces que aplaudí es cuando dijo que todos somos campeones del mundo y cuando me dice que voy a ser directora técnica. Cuando sentí alivio es cuando lancé el comunicado», aclaró, confesando que no debería haber aplaudido y que en la nota se veía «totalmente» su postura y su apoyo a Jenni Hermoso.

«Ha habido cambios en la estructura de la RFEF con Pedro Rocha a la cabeza y tengo la máxima confianza de que vamos a poder ejercer nuestro trabajo bien y que las jugadoras van a estar en un contexto de seguridad y van a poder hacer su profesión como se merecen. Tenemos muchas ganas de ser parte del cambio», manifestó ante el deseo en el comunicado del pasado viernes de sentirse seguras cuando acudan a la selección.

Montse Tomé recordó que la RFEF «no es la misma ahora» que cuando llegó hace cinco años e insistió en que «comienza una nueva etapa». «La mejor manera de crecer es construir. Tenemos muchas ganas de aportar y de empezar un ambiente de trabajo profesional», puntualizó.

Tomé, que descartó ser la directora deportiva porque ya tiene «bastante» y quiere «tener el foco» en su puesto, contará con Javier Lerga como segundo entrenador, con Irene del Río como técnico asistente Irene del Río, Carlos Sánchez como preparador de guardametas, Blanca Romero como preparadora física, Rubén Jiménez y Kiko Meléndez como analistas, y Emilio González como psicólogo.

«He tenido la suerte de poder elegirlo. Me han dado todas las facilidades y recursos desde la RFEF, estoy orgullosa de formar parte de un cuerpo técnico a nivel humano buenísimo y a nivel profesional increíble», confesó sobre un ‘staff’ en el que Lerga, Romero, Sánchez y Jiménez fueron, junto a ella, algunos de los firmantes que pusieron su cargo a disposición de la RFEF el día después de la polémica Asamblea.

Finalmente, preguntada sobre la posible petición de las jugadoras de que no siguiesen Ana Álvarez, directora de Fútbol Femenino, y Rafa del Amo, responsable de fútbol femenino de la RFEF, manifestó que ha habido ya cambios. «Todos no seguimos, es evidente que hay cambios. Lo que sí tengo claro es que las personas que formamos este espacio somos gente que a nivel humano priorizan muchas cosas y que a nivel profesional tienen capacidad y ganas de aprender», zanjó.