Mucho más que tres puntos

Real Madrid y FC Barcelona disputan este mediodía (13 horas, BeinLaLiga) un clásico en horario atípico, con una audiencia global millonaria y con la posibilidad de que los madridistas prácticamente se despidan de la Liga en caso de victoria azulgrana. El equipo de Valverde llega al Bernabéu con once puntos de ventaja (el Madrid ha jugado un partido menos) y tiene hoy la oportunidad de dejar muy tocado a su eterno rival, mientras que los blancos están obligados a ganar para no perder el tren de la Liga. Más que nunca, los dos equipos se juegan mucho más que tres puntos.

El Barça, además, tiene una oportunidad de oro para distanciarse un poco más del segundo clasificado, el Atlético de Madrid, que ayer cayó derrotado en Cornellà frente al Espanyol. Los de Simeone cosecharon su primera derrota en la Liga y en caso de victoria azulgrana en el Clásico quedarían a nueve puntos de los de Ernesto Valverde. Tras esta derrota, el Barça es el único equipo invicto del campeonato.

PREVIA REAL MADRID - BARCELONA
PREVIA REAL MADRID – BARCELONA

Los azulgrana viajaron ayer a Madrid con una convocatoria formada por 18 futbolistas, en la que no entraron ni Deulofeu ni Rafinha, ambos ya con el alta médica, ni tampoco Dembélé, que sigue de baja pese a que ha habido quien ha querido correr demasiado y ya lo esperaban de regreso en el clásico. Con sólo dos delanteros en la convocatoria, Leo Messi y Luis Suárez, Valverde apostará de nuevo por el 4-4-2 con Paulinho y la única sorpresa podría ser la entrada de Semedo en el once, para poder contar con el comodín Sergi Roberto en la segunda mitad. Jordi Alba, que durante la semana ha estado tocado, entrenó ayer con absoluta normalidad.

El Real Madrid, por su parte, respira tranquilo después de que Cristiano también entrenara ayer con el resto del grupo. Según Zidane, el portugués ya está “al cien por cien” y por lo tanto podrá jugar este mediodía sin resentirse de las molestias que ha tenido esta semana. En principio el francés repetirá el once de la final del Mundial de Clubs, aunque en Madrid ya hay quien especula con la posible titularidad de Gareth Bale como arma sorpresa.

El partido llega marcado por la ausencia del pasillo, un tema al que los dos entrenadores le restaron ayer importancia, aunque desde Madrid hayan presionado para que los azulgrana sí lo hicieran.

Será el tercer Clásico oficial de Ernesto Valverde, que vivió un estreno amargo en verano, cuando el Real Madrid fue muy superior y se impuso a los azulgrana en los dos partidos de la Supercopa de España. Desde entonces el Barça no ha vuelto a perder ningún partido y parece un bloque mucho más sólido de lo que era en agosto. La fiabilidad defensiva es uno de los puntos fuertes de este Barça, ya que Ter Stegen sólo ha encajado siete goles en el campeonato. El partido de hoy será una gran reválida para Thomas Vermaelen, que se ha convertido en titular tras la lesión de Samuel Umtiti.

El duelo particular que mantienen siempre Leo Messi y Cristiano Ronaldo será otro de los focos de atención del choque. El argentino lidera el ‘Pichichi’ liguero con 14 tantos, mientras que Cristiano sólo suma cuatro. Messi llega extra motivado al Clásico después de haber rematado tres veces al poste y haber fallado un penalti ante el Depor la semana pasada. El Santiago Bernabéu, un escenario en el que ha marcado 14 goles, es un campo que se le suele dar muy bien. En el recuerdo de todos está aún su icónica imagen celebrando su gol y la victoria en Madrid mostrando su camiseta al público del Santiago Bernabéu.

Ernesto Valverde espera mejorar sus estadísticas como entrenador en el feudo madridista, puesto que ha perdido siempre que se ha medido a Zinedine Zidane y en sus diez visitas al Bernabéu como técnico acumula nueve derrotas y una sola victoria, que logró con el Athletic en 2004. Como futbolista también perdió en sus cinco visitas al estadio blanco, vistiendo la camiseta del Espanyol y la del Athletic. Con el Barça nunca jugó en el Bernabéu

Loading...