“Quiero aprender mucho de Messi”

“Desde los 8 años miraba los partidos del Barça y jugar aquí se convirtió en un sueño que ahora se ha hecho realidad. Veía como ganaba los títulos de Liga y de la Champions League”. La frase de Ousmane Dembélé, de 20 años, durante su presentación como azulgrana revela muchas cosas. Hace 12 años, en 2005, un jovencísimo Leo Messi comenzaba a impresionar en el Camp Nou. El delantero francés creció disfrutando de las hazañas de un jugador que ahora será su compañero. “Es todo un honor y un placer poder jugar con Leo Messi, el número uno. Es el mejor jugador del mundo y de la historia. Estoy encantado de poder compartir vestuario con él. Quiero aprender mucho de él dentro y fuera del campo. Y también de Luis Suárez”, comentó con humildad, haciendo extensivo su sentimiento de felicidad: “Estoy encantado de encontrarme aquí. Mi deseo es integrarme bien y conseguir el mayor número de títulos posibles. Estoy encantado de estar en el mejor equipo del mundo y tener como compañeros a los mejores jugadores del mundo.”

Las imágenes de la presentación de Dembélé

Tras ser recibido con el cariño de 17.814 aficionados que le ovacionaron en el Camp Nou, Ousmane Dembélé ha comparecido en la sala de prensa del Auditori 1899, anexo al Estadi. Antes firmó su contrato hasta 2022 con una cláusula de rescisión de 400 millones. Todo los actos transcurrieron con más de una hora de retraso por problemas de última hora con la liquidación de su contrato con el Borussia Dortmund, que ingresará 105 millones de fijo más unos 42 posibles en variables. Antes de su multitudinaria rueda de prensa todavía cumplió con el acto protocolario en el que fue presentado por el presidente, Josep Maria Bartomeu, momento en el que posó con sus acompañantes: agente, madre, la pareja de su madre, un primo y dos amigos.

Ser el fichaje más caro en la historia del Barça podría ser una amenaza psicológica para un jugador tan joven. El francés se lo toma con calma: “El precio no me presiona. No me siento presionado, es el mercado de las transferencias que es una locura. Para mí lo importante es hacer bien mi trabajo y ayudar al equipo. No estoy preocupado por esta cantidad económica. No presto atención a eso”.

Tampoco parece influirle el peso de ser el relevo de Neymar: “No he venido a sustituir a Neymar. El Barça me ha llamado para ocupar una posición y he venido para dar el máximo de mí en esa posición. ¿Si nos parecemos? Somos muy diferentes. Neymar es uno de los mejores del mundo. Yo soy joven e intento crecer cada día y he venido a seguir creciendo”.

Reconoció que “ya he hablado con Valverde y me dijo que me esperaba ya para trabajar, es muy buen entrenador y seguro que hará progresar al equipo, tiene las ideas claras. Me enfrenté a él estando en el Borussia Dortmund”. No aclaró si en esa conversación trataron su posición en el campo: “Por la derecha o la izquierda, no es ningún problema para mí. Me gustan las dos posiciones”. En ese sentido, alimentó su fama de ambidiestro: “Intento utilizar las dos piernas. Como soy joven he intentado trabajar mucho en los entrenamientos con los dos pies y sigo perfeccionando porque el trabajo da sus frutos. Prefiero conducir con la izquierda y golpear con la derecha”.

“Cuando esté en el césped me daré cuenta de dónde estoy”, comentó, añadiendo que”aún no puedo creer que esté aquí. Cuando pueda entrenar cada día y pisar el terreno de juego me sentiré mejor. El campo es increíble”.

Samuel Umtiti, que le recibió en las redes sociales revelando su apodo de ‘mosquito’, será su anfitrión: “Me comenzó a llamar así en la selección francesa, pero no sé por qué, habrá que preguntárselo a él. Me quedaré en su casa al principio. Somos muy amigos y nos llamamos mucho. Será importante para mí, me ayudará a integrarme en el equipo por ser francés,como Digne”.

Sobre su pulso al Borussia Dortmund no se extendió demasiado: “Confiaba en venir. Sabía que firmaría con el Barça. Confiaba plenamente. Esto se ha hecho de la mejor manera posible y creo que todas las partes estamos satisfechas”. Su falta de partidos en el último mes le ha costado no entrar en la última lista de Francia: “Hablé con Didier Deschamps y me dijo que no me llamaría al no haber estado entrenando con mi club. Es culpa mía, pero si no lo hubiera hecho así no habría venido al Barça”.

Loading...