Resumen Getafe – Barcelona: Un gol de Paulinho salva al Barça

Un tanto de Paulinho sirvió para remontar y dar los tres puntos al Barça en el Coliseum Alfonso Pérez de Getafe (1-2). Los azulgrana supieron sufrir para darle la vuelta al tanto inicial de Gaku. Denis igualó ya en el segundo tiempo y el brasileño certificó el triunfo con una gran diana que mantiene al Barcelona como líder e invicto.

Ernesto Valverde no quiso tocar demasiadas piezas y optó por el mismo esquema 4-3-3, el equipo junto, Messi por dentro y la banda izquierda para Jordi Alba. Había funcionado en los últimos compromisos y respecto al partido frente a la Juventus solo hizo un cambio en el once. En Getafe dio la oportunidad a Sergi
Roberto en el lugar de Semedo. El de Reus, como en Vitoria, de nuevo de lateral, con Dembéle por delante.

LaLiga: Getafe-Barça, en imágenes



Precisamente, el inicio del partido en el Coliseum quedó marcado por la lesión del delantero francés en el minuto 25. Dembélé no estaba teniendo la tarde. De hecho, las dos primeras aproximaciones de los azulones llegaron por su banda, tras dos despistes del atacante. Falta de atención y poca tensión competitiva. A los dos minutos un disparo desde le frontal de Jorge Molina que puso a prueba a Ter
Stegen y al cuarto de hora un centro de Gaku que desvió Piqué y casi se cuela en el arco. Valverde incluso cambio a Dembélé a la izquierda a ver si mejoraba. Pero en el primer arranque para ir a cazar un balón al córner, la gacela se rompió en los isquiotibiales de la pierna izqueirda. No pudo seguir. Rápidamente se dio cuenta que era serio y se tiró al suelo pidiendo el cambio. Gerard
Deulofeu tuvo que sustituirle.

Pero el cuadro catalán, que se estrenó de vinotinto en Getafe, no se encontraba del todo cómodo en el Coliseum. La entrada del de Riudarenes, eso sí, dio algo más de intensidad por la derecha. Por allí se forzó el primer córner, sacado en corto. Iniesta acabó sirviendo un balón medido a la cabeza de Umtiti, que centró demasiado un remate para que blocara Guaita. Fue la primera gran ocasión del Barcelona en el primer tiempo.

Pero los locales no se arrugaron. Empujados por su gente, inquietaban el área culé. Y antes del descanso, Gaku cazó un rechace de la defensa catalana. El japonés, desde fuera del área, empaló un balón antes de que llegara al césped para tirar una fantástica parábola que superó a Ter
Stegen. El 1-0 será uno de los goles de la jornada.

El tanto dejó tocado al Barça y aparecieron los fantasmas de Getafe. Y esto que Halloween aún queda lejos. Así que los de Valverde se encomendaron a su genio para intentar darle un giro de guión al partido. Messi apareció, sí. En el añadido, Iniesta forzó una falta en la frontal. La pidió el 10, que tiró fuerte a la escuadra, pero Guaita, con una brillante intervención voló para evitar el empate.

Entra Denis para lograr el empate

Tras el descanso, Iniesta se quedó en los vestuarios y Valverde dio entrada a Denis
Suárez, para desencallar el encuentro. El Barça se volcó a igualar el choque. Y fue precisamente el propio Denis quien logró empatar al cuarto de hora de la reanudación. El gallego, que sorprendió apareciendo en el primer palo, recibió dentro del área el pase de la muerte de Sergi
Roberto y solo tuvo que colocarla a la derecha de Guaita.

El empate fue un bálsamo para el Barça, en un partido demasiado rocoso. Los de Valverde mejoraron en el segundo tiempo y encerraron al Getafe en su propio campo. Aún así, faltaba concretar en los últimos metros. Messi volvía a aparecer, regateando rivales en una baldosa y Suárez reclamó un penalti de Djané a los 20 minutos del segundo tiempo. El lateral del Getafe lo agarró y lo acabó derribando.

Los locales esperaban su momento y tuvieron dos acciones en el segundo tiempo prácticamente consecutivas. A falta de 11 minutos, Álvaro con un tiro desde la frontal y poco después, Arambarri, desde dentro del área. El disparo del jugador azulón tocó en Sergi Roberto y casi sorprendió a Ter Stegen.

Paulinho, al rescate

Justo antes de las dos oportunidades del Getafe, Valverde se jugó la última carta. Tenía calentando a André
Gomes y a Paulinho, eligió al brasileño y acertó. Le salió bien la jugada al entrenador porque el centrocampista, recién incorporado este verano, fue el autor del tanto de la victoria.

Solo quedaban cinco minutos, y Messi vio como Paulinho entraba por la derecha. Le mandó un balón dentro del área y el brasileño controló en carrera, aguantó a un defensa y tras colocarse el esférico a la derecha soltó un latigazo cruzado que superó a Guaita.

Era el primer tanto de Paulinho con la camiseta del Barça. Un gol muy celebrado por sus compañeros, que se unieron formando una piña junto al centrocampista. Un fichaje del que se llegó a dudar mucho desde el entorno, pero que en Getafe ya fue decisivo para dar el triunfo al Barcelona. Tres puntos que sirven para que los de Valverde sigan líderes y para presionar al Real Madrid, que este domingo visita Anoeta, de momento, con el Barça a 7 puntos.

Loading...