¿Cuáles son los principales grupos supremacistas de Estados Unidos?

Algunos grupúsculos han visto en Trump una oportunidad para impulsar su agenda del dominio blanco frente a otras razas

La lacra del racismo no acabó con la Guerra de Secesión -la retirada de símbolos confederados ha soliviantado a los grupos extremistas-, ni con el fin de la segregación racial. Ahora, algunos grupos supremacistas han visto en Trump una oportunidad para impulsar su agenda del dominio blanco frente a otras razas.

Ku Klux Klan

Fundado en 1866, poco después de la Guerra de Secesión, el grupo racista más conocido se creó con la intención de impedir lo que la guerra civil y el presidente republicano Abraham Lincoln consiguieron: la igualdad de derechos para la población negra, sometida a la esclavitud en los estados sureños. Desde el comienzo se movieron en dos líneas: la intimidación violenta de la población negra y sus líderes; y el avance de su agenda política en los órganos legislativos de los estados del Sur. A lo largo del siglo XX, ampliaron su abanico de enemigos -inmigrantes, católicos, judíos, sindicalistas- manteniendo su estética: miembros encapuchados, cruces ardiendo. Los críticos de Trump aseguran ahora que, con esta Administración, al Ku Klux Klan ya no le hacen falta las capuchas.

Neo-nazis

Lo que es imposible en muchos países de Europa que sufrieron el nazismo -el uso de su simbología está prohibido en muchas legislaciones- se permite en el país que permitió derrotar a Hitler en la Segunda Guerra Mundial, en la que cientos de miles de estadounidenses perdieron su vida. La Primera Enmienda, que consagra la libertad de expresión, permite que ondeen esvásticas y otros símbolos nazis en manifestaciones como la de Virginia y que se publiquen textos con su ideología. Hay multitud de grupos neo-nazis esparcidos por el país. El más visible es National Alliance. James Alex Fields, el joven que provocó una muerte, forma parte de uno de ellos, Vanguard America.

Alt-right

El «alt-right», o «derecha alternativa», es un movimiento mucha más fluido y difícil de definir. No es una organización en sí misma, sino grupos de personas e iniciativas -muchas de ellas sobre todo activas en el mundo «online»- con una idea común de defensa de la «identidad blanca». En él se entremezclan elementos que también son cercanos al ultranacionalismo blanco y a grupos racistas y neonazis y que han encontrado altavoz en plataformas digitales con cada vez más seguimiento, como InfoWars. Su líder más conocido es Richard Spencer, que este fin de semana participó en la marcha de Virginia, y se le acusa de haberse infiltrado en la Casa Blanca a través de Steve Bannon, estratega jefe de Trump y ex propietario de Breitbart News. Él ha asegurado ser solamente «nacionalista».

Loading...