Junqueras: No hay otra negociación que la independencia

ERC tiene claro que no hay otra opción que la independencia. Tanto es así que incluso en un hipotética negociación o mediación no hay lugar para cualquier otra cuestión o escenario. Así lo ha afirmado esta mañana el presidente de los republicanos, Oriol Junqueras, durante el consejo nacional extraordinario que la formación ha celebrado en Barcelona. Junqueras ha subrayado que la “mejor manera de hacer la independencia es a través del diálogo”, pero para que este fructifique y prospere necesita tener “como referente la construcción de la república catalana”.

En este punto, el líder de Esquerra ha reafirmado su apoyo al presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, para cumplir, en su opinión, con el mandato del 27-S, pero especialmente con el del 1-O, “que no es otro que el de construir la república catalana”. De hecho, ha argumentado que si la comunidad internacional está pendiente de Catalunya como nunca antes lo había hecho “e insiste en las mediaciones, y ve que el Gobierno se niega a ello”, hay que entender que se tiene que apostar por el diálogo, como mínimo con esta comunidad internacional.

Oriol Junqueras yMarta Rovira han participado en el consejo nacional extraordinario de ERC
Oriol Junqueras yMarta Rovira han participado en el consejo nacional extraordinario de ERC (Pau Barrena / AFP)
 

“Este compromiso de evidenciar ante los ojos del mundo quién quiere dialogar y quién se niega, quién está abierto a la negociación y quién no, nos hace aparecer como más razonables en el ámbito de las naciones y de los Estados libres”, ha razonado Junqueras. Sin embargo, el también vicepresidente del Govern ha llamado a cerrar filas, porque “para superar las dificultades hay que mantener la confianza en la unidad”, entre el Govern y la mayoría parlamentaria, así como con el mundo municipal o todos los actores socioeconómicos. “Ha sido nuestra fuerza”, ha sentenciado.

Junqueras ha remarcado que estas dificultades se han superado hasta de manera inesperada por el Estado, “que quizá piense que somos capaces de hacer verdaderos milagros”. A su parecer, el 1-O es la gran prueba de ello, porque pese a que el Gobierno del PP “aseguraba que no se haría, que no habría urnas ni papeletas…, pese a todo se hizo” el referéndum, aunque Junqueras quiso destacar que se hizo en condiciones “inimaginables”, pues “no hay antecedentes en ninguna democracia en la que su Gobierno haya ordenado golpear a los votantes”.

Contra la reforma constitucional

Pese a que Junqueras ha augurado que la unidad de acción se irá ensanchando, ha lamentado que el PSC se haya “descolgado” de ella. De este modo, ha recordado que en la manifestación de julio de 2010 en contra de la sentencia del Tribunal Constitucional que laminó el Estatut, estaban también en la cabecera los máximos dirigentes de los socialistas, quienes “afirmaban que Catalunya es una nación y que eran los ciudadanos de Catalunya los que tenían que decidir”.

Sin embargo “hoy la dirección de ese partido nos dice que no somos nosotros los que debemos decir, sino el PP el que debe decidir nuestro futuro”, ha criticado el presidente de ERC, quien ha añadido que socialistas y populares no se diferencian en cuanto a la aplicación del artículo 155 o en “su supuesta propuesta de una reforma constitucional que han de decidir todos aquellos que hicieron todo los posible para tumbar el Estatut del 2006, que han hecho todo lo posible para impedir que los ciudadanos catalanes decidan”, en el referéndum. Después de asegurar que la reforma de la Constitución además estaría tutelada por el Tribunal Constitucional, el republicano se ha preguntado: “¿Qué reforma puede salir?”.

Por todo ello, Junqueras ha apelado a “la unidad de los demócratas, de aquellos que creen que pueden decidir su futuro ejerciendo su derecho a voto” para construir una Catalunya que esté “en la escena internacional de igual a igual con todas las naciones libres del mundo”.

Loading...