La CUP da por imposible el diálogo y reclama una proclamación de independencia solemne

La CUP ya no da margen al diálogo. Consintió un margen de treinta días de negociación el mismo martes por la noche, justo después de anunciar Carles Puigdemont una declaración de independencia que quedó suspendida en el acto. Ahora da por imposible el diálogo. Así lo ha anunciado la portavoz del secretariado nacional de los cuperos, Núria Gibert, tras la reunión de su consejo político de hoy.

“El Govern no actuó según lo que nos había informado”, ha lamentado Gibert, al tiempo que ha criticado que la suspensión de la DUI genera “confusión, frustración y desconcierto” entre los independentistas. En este punto, la anticapitalista ha afirmado que la “no transparencia” del Govern en cuanto a si se ha declarado o no la independencia no está a la altura del momento. Para la CUP, está comprobado que el Estado o el bloque PP-PSOE-Cs no da ningún margen, por lo que “el plazo de un mes de negociación está enmendado y agotado”.

Critican que la suspensión de la DUI genera “confusión, frustración y desconcierto”

Por esta razón, Gibert ha emplazado a Puigdemont a dar una respuesta este lunes que sea “nítidamente afirmativa” al requerimiento de formulado por Mariano Rajoy para que el president de la Generalitat aclare si declaró la independencia, y lo haga acompañado de un acto solemne en el Parlament el mismo día 16 “que dé un respuesta al mandato del referéndum del 1 de octubre, es decir, la proclamación de la república”, ha remarcado la cupera.

Igualmente, Gibert ha anunciado que la CUP se ha comprometido a que la semana que viene haya movilizaciones en Catalunya y ha pospuesto su decisión de cesar indefinidamente su actividad parlamentaria ordinaria -en todo aquello que signifique avanzar en el proceso de independencia- a lo que diga el president de la Generalitat el próximo lunes

Loading...