La entidad que dirigió el nº 3 de Carmena recibe otros 2 millones del Ayuntamiento en 2018

13

La entidad vecinal que dirigió durante ocho años Nacho Murgui, segundo teniente alcalde de Manuela Carmena y número dos en la lista electoral de Ahora Madrid, va a recibir otros dos millones de euros con la aprobación de los presupuestos del año 2018.

La Federación Regional de Asociaciones Vecinales de Madrid (FRAVM) ve aumentada su asignación en 200.000 euros. Tan solo del área de Gobierno que dirige Murgui (Coordinación Territorial y Cooperación Público-Social) va a obtener 58000 euros. El grupo municipal de Ciudadanos cifra en un “7% el aumento en un año”.

En un panorama de fuertes reducciones en el gasto motivadas por el acuerdo con el Ministerio de Hacienda, Carmena opta por aumentar el dinero público que recibirá esta organización que busca representar a todas las asociaciones vecinales de Madrid sin conseguirlo. Algunas de las más críticas y activas de la ciudad (Madrid Lo Vale, Grupo Vecinal Bellas Vistas, Chamberí Se Defiende, Plataforma Cacerolada Vallekas, Asociación La Fuerza, Plataforma de Lavapiés, Asociación Vecinal Recupera Madrid, Vecinos en Acción Fuencarral el Pardo, Ensanche de Barajas, etc.) reconocen no tener vinculación alguna con la FRAVM.

Cuentas bajo lupa

Esta entidad vecinal tiene unas cuentas muy cuestionadas desde varios sectores de la política local. Pese a no tener ánimo de lucro tiene un millón de euros como fondos propios. Fuentes expertas en la materia explican a OKDIARIO que las subvenciones públicas que reciben son finalistas y deberían devolver el excedente de no agotar las partidas.

Sin embargo, desde la FRAVM aseguran que “esos fondos proceden esencialmente de venta de servicios (de asesoramiento, formación y gestión) desarrollados por la Federación en la década de los noventa del siglo pasado”. Dejaron de realizar estos servicios tan provechosos porque, dicen, “llegó un momento en el que esa actividad dejó de reportar ingresos y, al considerar los fondos acumulados como suficientes ante la posible llegada de periodos económicamente difíciles y eventualidades, la dirección decidió abandonar esa vía de ingresos”.

Impuestos no reflejados

Otro aspecto que cuestionan las fuentes consultadas por este periódico es la situación fiscal. La FRAVM dice tener inmuebles por valor de 120.000 euros pero no paga IBI alguno por el mismo. Si no estuviera al día con Hacienda no podría recibir dinero público del Ayuntamiento.

Enrique ‘Quique’ Villalobos, actual líder de la FRAVM. (Foto. Madrid)

La entidad defiende que este impuesto no aparece reflejado en sus cuentas porque “el inmueble al que hacen referencia las cuentas es la sede de la Asociación Vecinal de Montecarmelo, que la FRAVM ha cedido mediante un convenio de cesión a esta entidad federada, y es esta última la que se encarga del pago del IBI, y está al corriente”. Expertos en la materia puntualizan que en todo caso se tiene que reflejar en las cuentas que se ha transferido el pago del impuesto a un tercero.

Sobre la ausencia del Impuesto de Sociedades, la FRAVM indica que “realiza cada año la declaración de ese impuesto pero, como cualquier entidad, solo ha de pagarlo si obtiene beneficios, no cuando el resultado es negativo, como ha ocurrido en los últimos años”. Sin embargo, por ejemplo, en 2014 registraron un beneficio fiscal de más de 5.000 euros.

Por último, otro ‘pero’ que de esta organización es que durante mucho tiempo ha venido realizando cursos en sus dependencias por los que cobraba. De ser clases impartidas bajo convenios públicos es cuestionable que se cobre al ciudadano ya que debería devolver a la administración pública el excedente.