Las entidades soberanistas retan al Estado a revelar cómo va a parar el 1-O

Las entidades soberanistas, ANC y Òmnium, calientan motores de cara al intenso calendario que está por venir hasta llegar a la fecha del anunciado referéndum del 1 de octubre. El mismo día en que se retoma la actividad en el Parlament, sus dos presidentes, Jordi Sànchez y Jordi Cuixar t, han concedido sendas entrevistas radiofónicas, en las que han explicado sus planes de movilización de cara al Onze de Setembre, al tiempo que han considerado que es el Estado el que debe explicar cómo piensa “parar este tsunami democrático”, en palabras de Cuixart.

Nos quieren tener exaltados, pero debemos tener tranquilidad”

Presidente de Òmnium Cultural

En una entrevista en Catalunya Ràdio, Cuixart se ha expresado de esta forma y ha advertido de que el bloque soberanista está preparado para cualquier movilización en la calle, incluso antes de la Diada, pero que éstas serán en función de los movimientos que haga el Estado para bloquear el referéndum. “Nos quieren tener exaltados”, ha subrayado Cuixart, quién, por el contrario, receta “serenidad y tranquilidad”.

En una línea similar, se ha expresado Sànchez en una entrevista en RAC1. El presidente de la Assemblea Nacional ha asegurado que la principal “fortaleza” del movimiento independentista es que el Estado “tiene miedo” de que en el 1-O “haya urnas”. Igual que Cuixart, Sànchez también ve al independentismo preparado para movilizarse. En todo caso, todos los actos previstos estarán condicionados “a ver cómo el Estado intenta neutralizar la campaña”.

De esta forma, el presidente de la entidad también ha subrayado la importancia “histórica” de la nueva convocatoria de cara a la Diada, y ha avanzado que ya hay más de 50.000 personas inscritas con el objetivo de “desbordar Barcelona de la forma más cívica”.

Ambos también han restado importancia a la falta de concreción y discreción en los planes del Govern y de los grupos de Junts pel Sí y la CUP para tramitar iniciativas como la ley de Transitoriedad. Sànchez y Cuixart también han coincidido en su convencimiento de que la ley se aprobará antes del referéndum, con el fin de dar garantías a la votación, tal y como piden los cuperos.

Loading...