Inicio Destacadas Pedro Sánchez hace 5 meses: “Clarísimamente ha habido un delito de rebelión”

Pedro Sánchez hace 5 meses: “Clarísimamente ha habido un delito de rebelión”

La abogacía del Estado, que depende del ministerio de Justicia y por lo tanto del Gobierno, no ve delito de rebelión en el golpe a la democracia que dieron los nacionalistas catalanes. Antes de llegar a la Moncloa de la mano de los independentistas, Pedro Sánchez veía claramente rebelión.

Pedro Sánchez, presidente del Gobierno, defendió el pasado mes de mayo que sí que hubo delito de rebelión y de sedición en Cataluña las semanas previas al referéndum ilegal del 1-O: “Clarísimamente ha habido un delito de rebelión”. Su frase contrasta con la que pronunció este miércoles en el Congreso: “El delito de rebelión se tiene que dar por militares o por civiles armados a la orden de militares”.

“Si no hay altercados públicos, lógicamente eso no significa que no pueda haber un delito de rebelión, como sí que se produjo. Lo que se produjo el pasado 6 y 7 de septiembre en el Parlamento de Cataluña se pueden entender como un delito de rebelión”, afirmó Sánchez el pasado 17 de mayo en una entrevista concedida a ‘Espejo Público’.

El 6 y 7 de septiembre de 2017, el Parlament de Cataluña aprobó la ley del referéndum con la que pretendían dar amparo legal a la consulta independentista del 1-O. Este referéndum fue suspendido por el Tribunal Constitucional por ser ilegal. Esta ley se aprobó gracias a Junts pel Sí, la unión del actual PDeCAT con ERC, y a los antisistema de la CUP. Estos plenos fueron recordados por la tensión que se vivió con la oposición liderada por Ciudadanos.

“Lo que estamos viendo es que hay responsables públicos al frente de instituciones que lo que hacen es plantear la subversión del orden constitucional. Y ahí tendríamos que hacer distintas formas de entender el delito de rebelión con un agravante que es precisamente los altercados públicos, pero si no hay altercados públicos lógicamente eso no significa que pueda haber un delito de rebelión como sí que se produjo”, reiteraba Sánchez en esta misma entrevista.

Pero el actual presidente del Gobierno no se quedó ahí, puesto que abogó también por la extradición de los ex dirigentes del Govern fugados de la justicia española, entre ellos Puigdemont. “Creo que clarísimamente ha habido un delito de rebelión, de sedición en España, y que en consecuencia deberían de ser extraditados esos responsables políticos a España”, señaló el dirigente socialista.

Lo que dice ahora

Esto contrasta con lo que dijo el pasado miércoles en el Congreso de los diputados durante un pleno en el que insinuó que el delito de rebelión debía de ser militar haciendo referencia a unas palabras de Federico Trillo, ex ministro de Defensa:”En 1994, el señor Trillo, entonces diputado del grupo parlamentario ‘popular’, hizo una propuesta de modificación en la que decía que ‘el delito de rebelión, que es inherente a un supuesto golpe de Estado, se tiene que dar por militares o por civiles armados a la orden de militares”.

Así se mostró durante su comparecencia para explicar el Consejo Europeo celebrado los días 17 y 18 de octubre y el acuerdo con Arabia Saudí sobre la exportación de armamento militar. Fue durante su réplica al líder del PP, Pablo Casado, y al portavoz del PNV, Aitor Esteban. Esteban acusó a Ciudadanos y al PP de “frivolizar el lenguaje” por calificar el proceso independentista en Cataluña de “golpe de Estado”, un alegato al que se quiso sumar el propio Pedro Sánchez desde el estrado del Congreso.