Inicio Destacadas Viral: la carta de una profesora en pro de que los niños...

Viral: la carta de una profesora en pro de que los niños descubran realmente qué es la Navidad

La Navidad ha comenzado ya su cuenta atrás. Buena muestra de eso es que las calles de las ciudades están especialmente engalanadas, los turrones y polvorones inundan los supermercados, los calendarios de adviento ya están en los hogares y muchas familias están comprando los regalos. No obstante, quizás todo eso se aleje del verdadero sentido de la Navidad. De ahí que haya cobrado protagonismo la carta de una profesora con la que intenta que los niños descubran la citada fiesta realmente.

Sigue leyendo y la descubrirás.

¿Dónde ha sucedido?

En Escocia es donde ha tenido lugar la historia que ahora nos ocupa. En concreto, ha tomado como escenario un colegio de Greenock, que es una población situada al oeste de Glasglow.

La autora de la carta

Para poder conocer más a fondo esta historia hay que conocer a la protagonista de la misma. Esa no es otra que la profesora Kate McLaughlan, que ha escrito una carta con la que ha conseguido pasar a ser viral.

En concreto, en esa zona de Escocia es muy habitual que cuando llegan estas fiestas, los niños regalen a sus maestros desde flores hasta bombones. Por eso, la citada docente ha querido utilizar esa tradición para que sus alumnos conozcan la verdadera esencia de la magia. Así, decidió escribir una carta que luego envió a los padres de los estudiantes en la que les exponía que no quería regalos para ella sino para personas que lo necesitaran.

La carta de una profesora

La famosa carta en pro de la Navidad

¿Tienes curiosidad por conocer esa misiva que se ha hecho viral? Aquí la tienes:

“Queridos padres y madres:

La Navidad está cerca. Es una de mis épocas favoritas del año, pero también es un poco estresante. El año pasado me vi abrumada por los regalos de los niños, pero, este año, quería reducir un poquito el estrés y pediros no comprarme nada. Me gusta mucho mi trabajo y me siento afortunada.

Muchas veces hay presión para hacer un regalo a los profesores, así que he pensado aprovechar esto para aprender algo de responsabilidad social.

En lugar de un regalo para mí, la maestra, me gustaría apoyar un banco de alimentos. Enviaré a casa un sobre blanco en el que podéis hacer una donación. Por favor, nada de poner el nombre.

La idea es que los niños vengan a clase con los sobres y durante la semana del 17 de diciembre contarán el dinero y podrán hacer una lista de la compra, que yo me encargaré de donar al banco de alimentos.

No sintáis que tenéis que donar mucho dinero, con una libra es suficiente. Esto servirá para enseñar a los niños, no para romper récords con la cantidad. Si los niños aún así quieren darme algo, que sea algo manual.

Gracias por vuestra ayuda”.

Reacciones a la misiva

La madre de uno de sus alumnos, Linsey Milloy, quedó tan encantada con la mencionada carta, que no ha dudado en proceder a compartirla en redes sociales. En concreto, ha hecho uso de su perfil en Facebook para publicar una fotografía de la citada misiva junto al siguiente mensaje: “Qué cosa tan encantadora y amable para hacer…bien hecho, señora McLaughan. No solo es algo muy considerado sino también un gran ejemplo para nuestros hijos”.

Desde que se publicara esa citada propuesta, la misma se ha convertido rápidamente en viral en todo el mundo. Así, ha conseguido más de 2,5 millones de “me gusta”, se ha compartido también muchísimo e incluso ha generado una larga lista de mensajes. En concreto, entre los más significativos destacan algunos como los siguientes:

  • “Como profesor me quito el sombrero ante esta compañera. Por desgracia, en algunos lugares se ha convertido en una competencia el comprar el mejor regalo al profesor. Está claro que su iniciativa es realmente inspiradora”.
  • “Un hermoso ejemplo para los niños, una profesora muy cariñosa y un verdadero modelo como docente”.
  • “Me encanta. Siempre me ha parecido extraño ese concepto del regalo del maestro. Bien hecho”.
  • “Encantadora idea y linda maestra”.
  • “Brillante idea, bien hecho. Solo deberíamos pensar lo que se podría lograr si en cada escuela se hiciera lo mismo”.
  • “Qué idea tan brillante! Buena enseñanza de lo que realmente es la Navidad”.