A la venta por una cifra imposible la casa más cara de Estados Unidos

2.320 metros cuadrados, salón de baile, bodega, piscina de 23 metros, casa de invitados, un recinto de 4 hectáreas con jardines interminables… Para ser el dueño de esta mansión en Bel Air, Estados Unidos, ‘sólo’ hay que pagar 298,5 millones de euros –350 millones de dólares. Supera los 250 millones de dólares de la que hasta ahora era la casa en venta más cara de todo Estados Unidos.

Tiene toques de otra época, con clase a la altura del precio: la decoración se inspira en el Neoclásico francés. Y todo lo que la rodea es sobredimensionado, detalla el portal Variety. La casa de invitados, sin ir más lejos, cuenta con 530 metros cuadrados, espacio en el que podría vivir cualquier familia media con muchísima comodidad.

Sólo dos cambios de propiedad

La historia cuenta que la casa principal la mandó a construir en los años treinta un empresario del inmobiliario para su mujer, aunque nunca se mudó porque era demasiado opulenta. Hasta la década siguiente no vivió nadie en la casa, cuando la compró un hotelero. En 1986 cambió de nuevo de manos, pasando a ser propiedad de Andrew Jerrold Perenchio, magnate del audiovisual y la comunicación.

Poco a poco, Perenchio fue comprando los terrenos colindantes, haciendo cada vez más grande el lote e inflando el precio. Compró unas cuatro propiedades vecinas, como la casa del matrimonio Reagan, por la que pagó 15 millones de dólares en su día. Así, hoy tiene un jardín de dimensiones considerables, que necesita una decena de personas para mantenerlo, una cancha de tenis con iluminación de primer nivel y un párking para cuarenta coches.

La casa se encuentra en uno de los puntos más elevados de la propiedad, desde donde se tienen unas vistas limpias al centro de la ciudad y al océano Pacífico.

Desde la casa se tienen vistas a toda la ciudad y al Pacífico

Loading...