Francisco González: “En el futuro habrá nuevos empleos que hoy no podemos ni imaginar”

Las oportunidades de la revolución tecnológica y sus implicaciones en el sector bancario y en la economía en general han sido el asunto estrella del encuentro anual del Comité Asesor Internacional de la Autoridad Monetaria de Singapur, que ha tenido lugar en el país asiático, y en la que ha participado el presidente del BBVA, Francisco González, único español que tiene representación en este organismo.

González, que se ha definido como “un tecno-optimista”, ha vaticinado que la revolución de las nuevas tecnologías es “una oportunidad extraordinaria” aunque también ha advertido de sus riesgos. A su juicio, “es fundamental una gestión activa de los cambios que implica [la revolución digital] para garantizar la igualdad de oportunidades y la traslación a toda la sociedad de sus enormes beneficios, ventajas y posibilidades”.

Frente a aquellos que ven en la irrupción de los robots y la inteligencia artificial como un peligro para la ocupación, el presidente de la entidad bancaria considera que el cambio que en el futuro “habrá empleos nuevos que ni podemos imaginar” y que aunque los robots van a sustituir algunos puestos, “se crearán otros mejores”. “Muchos empleos serán más productivos, con lo que tendrán salarios más elevados. Habrá un período de transición”, augura González.

Para González, es clave estar preparados para esta fase. Habrá pues que saber “gestionar el cambio, proteger a las personas y no los puestos de trabajo que queden obsoletos o las estructuras que impidan el progreso”. Cuatro puntos serán fundamentales, ha añadido: “La inversión en capital humano, la gestión del talento, las políticas activas de empleo y la visión a largo plazo”.

El presidente del BBVA ha ofrecido algunos datos. Ha indicado que los países que usan más las tecnologías digitales o robots, como pueden ser los países nórdicos, Japón o el propio Singapur, son los que tienen tasas de desempleo más bajas. Eso permite afirmar que “la experiencia de todos esos países nos enseña cómo el progreso técnico se traduce en un mayor bienestar social”.

González cree que la digitalización “ya no tiene marcha atrás” y basa esta afirmación en la experiencia de la entidad con sus clientes. “En julio, por primera vez se vendieron más de un millón de unidades en un mes por canales digitales. También en julio superamos los 20 millones de clientes digitales, lo que supone una penetración del 40%”, ha comentado.

Además del presidente del banco español, también son miembrosdel Comité Asesor Internacional de la Autoridad Monetaria de Singapur, Axel Weber (UBS), Bill Winters (Standard Chartered), Jean Lemierre (BNP), John Cryan (Deutsche Bank) y Nobuyuki Hirano (The Bank of Tokyo-Mitsubishi UFJ).

La cumbre ha tenido lugar en el hotel Shangri-La Hotel.

Loading...