Los bonistas de Abengoa ganan la batalla

Pedro Márquez, titular del juzgado mercantil 2 de Sevilla, ha dado la razón a los bonistas que impugnaron el acuerdo de refinanciación de Abengoa aprobado por los acreedores en septiembre del 2016 y por los accionistas en noviembre de ese mismo año.

Ese acuerdo, imprescindible para garantizar la viabilidad del grupo de renovables, contó con las mayorías suficientes para lograr la homologación judicial y, por eso, el juez se ha reafirmado en la sentencia en su decisión inicial de darlo por bueno.

Sin embargo, el juez admite la impugnación de un grupo de bonistas que consideraba excesiva la quita del 97% de la deuda para los acreedores que no aceptaron el acuerdo de refinanciación.

Según la sentencia, este esfuerzo es desproporcionado y aquellos que lo impugnaron verán ahora cómo parte de su deuda perdida pasa a ser exi­gible de nuevo. A falta de la rea­lización del cálculo sobre el vo­lumen exacto de la nueva deuda de Abengoa, la sentencia supone un golpe para la empresa, cuyo balance empeora con este revés judicial.

Las acciones de la compañía que cotizan en bolsa respondían este martes con caídas del entorno del 8% en las primeras horas de la sesión, en 0,037 euros por título.

Loading...